Creadores de contenidosEspañaJose Antonio SorzanoPolítica

“Cataluña, y su particular comercio de armas”, por @JoseSorzano

José Antonio Sorzano Escavy

Periodista y Abogado

Foro de Opinión: José Luis Sampedro

 

Desde luego no hace falta ser del PP, ni fiel devoto de la monarquía, como es mi caso, para que a uno empiecen a hinchársele los “cataplines” después de oír las sandeces manipuladoras de aquellos que pretenden “enmierdar” el ambiente patrio, para así poder esconder mejor sus debilidades y escaseces intelectuales al igual que sus vergüenzas políticas; en un intento permanente de seguir atentando contra la inteligencia y capacidad de raciocinio de los españolitos de a pie.

Escuchando a esa peña de “premios noveles” independentistas catalanes de la CUP y ERC, así como a algún “salvapatrias” de Podemos, acusando sin ningún sonrojo al Jefe del Estado, Felipe VI, de dedicarse en su propio provecho, como un simple agente comercial colegiado, al comercio y venta de armas en sus viajes oficiales alrededor del mundo; especialmente a Arabia Saudí y demás taifas de Oriente Medio, ha comenzado a fermentar dentro de mí una especie de mala leche de las que no se curan ni con el Omeprazol 40. Ya no por los personajes atacados en sí, ya que dichos ataques entrarían en sus correspondientes sueldos y nóminas, sino en lo que se corresponde a la tomadura de pelo que supone que dichos personajes quieran hacernos creer, sin haberlo comprobado previamente, que lo que están diciendo es realmente cierto.

¿Alguien se puede creer que en sus viajes de Estado, un rey casi “novel”, se pueda “pringar” dedicándose privadamente a semejante y lucrativo oficio? A no ser que, por supuesto a sensu contrario, que dichos viajes de Estado se haga acompañar de determinadas instituciones empresariales para expandir y publicitar los productos españoles, no solo las armas, allá donde le toque ir. Por ejemplo, el magnífico contrato que está suponiendo para España, la venta por la empresa Talgo de 35 unidades 350 SRO, además de un tren VIP dual ( híbrido), destinados a la línea de alta velocidad entre la Meca y Medina.

Personalmente me parece cutre y bastante miserable la postura anti TODO, siempre que lleve la marca España, de estos impresentables especímenes que a falta de poder desarrollar más su escaso talento, se limitan simplemente, sin ton ni son, a sacudirle estopa al joven “Borbón” que, por lo visto, es lo que actualmente está más de moda y vende más de cara a sus respectivos púbicos y votantes.

De cualquier manera cabria recordarles a estos chicos de la CUP e ERC, la mayoría cachorros de la mas “fecunda burguesía catalana”, que antes de lanzar improperios y acusaciones a diestro y siniestro, a fin de intentar ensuciar gratuitamente la “reputación” de algún que otro personaje institucional español, de esos que están en sus respectivos puntos de mira, se enteraran primero muy bien donde se fabrica el 25% de la producción nacional de armas, así como a quienes y a donde se venden.

Pues bien, a falta de palomas mensajeras de la Paz, todas ellas fenecidas en los siniestros atentados yihadistas, he echado mano de mi siempre leal “gorrión mensajero”, el cual me ha hecho llegar unos datos más que reveladores, por lo visto obtenidos de las Aduanas y Cámaras de comercio correspondientes. Datos, que vienen a dejar con los glúteos al aire a todos aquellos que abusando de su aparente “buenismo pacifista”, han venido atacando a todo aquello que pudiera representar la marca ESPAÑA, incluida la fabricación de armas made in Spain.

Dicho lo cual, y como el movimiento se demuestra andando, he ahí como prueba que el 25% de la facturación del comercio español de armas de guerra, se fabrica en la Cataluña de los pacifistas independentistas de la CUP, ERC, así como de los Podemitas de P.Iglesias y la Colau.

Según los datos traídos por mi querido gorrión mensajero:

En el año 2014, Cataluña exporto 3.786 toneladas de armamento por valor de 42,1 millones de euros. O sea, un 24,02% del volumen total facturado por venta de armas en toda España: 175,3 millones de euros.

En el año 2015, Cataluña exporto 3.987,5 toneladas por valor de 49,4 millones de euros. Es decir, un 26,08% de las ventas realizadas en España: 189,2 millones de euros.

En el año 2016, igualmente, Cataluña exporto 3.646 toneladas de armas por valor de 44,7 millones de euros, correspondiente a un 25,18 % de una facturación total en España de 177,5 millones de euros.

Aunque las cantidades parezcan nimias y de escasa relevancia a nivel mundial, esas mismas son las que demuestran el comercio real de armas en toda España que, como se ve, aunque pequeño y limitado, demuestra que en Cataluña no solo se fabrican “pistolas de agua” y fusiles de asalto de juguete y plástico duro, sino el 25% de la producción armamentística total española.

Por último, solo me queda recordarles a estos ”pacifistas de pacotilla”, que lo primero que ha hecho su presidente Puigdemont, es pedir públicamente un ejército propio cuando Cataluña sea independiente. ¡¡Coño!! ¿En qué quedamos? ¿Pacifismo o belicismo?

Recordándoles igualmente a estos chicos, que el destino de las armas catalanas ha sido el de países tan pacíficos y democráticos como la República Democrática del Congo, Rusia, Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos, Irán y Qatar ( el país que financia al FC Barcelona) Como se ve, todos campeones de los Derechos Humanos. Sí señor.

Dicho lo cual, yo me pregunto: ¿Acaso estas armas como son catalanas, quiere decir que cuando llegan a estos destinos se cargan solo con flores y mensajes de amor, en vez de balas?

José Antonio Sorzano Escavy.

                     Foro de opinión: José Luis Sampedro.

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close