Comunitat Valenciana

El Palau de la Música renovará las instalaciones dañadas por los desprendimientos

El desprendimiento de una parte del techo de la Sala Rodrigo del Palau de la Música de València ha ocasionado que el auditorio tenga que trasladar su temporada 2019-2020 a otros espacios como el Palau de Les Arts y el Palacio de Congresos (en los que según la presidenta del Palau, Glòria Tello, se ha reubicado ya en torno al 60% de la programación), y aprovechará las obras para renovar los sistemas de climatización de las salas Rodrigo e Iturbi, así como las butacas y los paneles acústicos.

Tello no ha concretado el plazo en el que se producirá esta renovación de las salas principales del auditorio, ya que desde la concejalía de Servicios Técnicos del consistorio se están elaborando los pliegos para las obras. «No tengo la información, pero probablemente ellos tampoco lo tengan aún», ha indicado.

En cualquier caso, desde el Palau han optado por trasladar la temporada al completo: «si está acabado antes, mejor», ha comentado Tello, aunque también ha apostillado que en estos casos, «muchas veces tarda más el proceso administrativo que la intervención en sí».

Al respecto, Ros ha puntualizado que «licitar, sacar a concurso y realizar el proyecto no se hace en 15 días», por lo que ha pedido «un poquito de paciencia, que estas cosas van un poco lentas».

Preguntado sobre cómo va a afectar esta situación a la programación de la temporada 2020-2021, el director del Palau ha explicado que en estos momentos «se van teniendo conversaciones, pero se aborda más adelante».

«Todos esperamos que esto dure lo menos posible, pero no podemos poner plazos porque todo va a depender de los proyectos. En cuanto sepamos cuanto va a durar, empezaremos a pensar en la programación del 20-21, por si la vamos a tener que llevar fuera», ha manifestado.

En concreto, las intervenciones que se van a realizar consistirán en el cambio del sistema de climatización de las salas, que es lo que ha ocasionado el deterioro y desprendimiento. Además, se cambiarán las butacas, los paneles acústicos y las plataformas elevadoras.

A principios de mes, el informe de los técnicos ya apuntaba a este sistema como causa de los desprendimientos. En aquel momento se confirmó que «las partes estructurales no tienen ningún problema y que la situación se reduce al deterioro de una parte del material de recubrimiento del techo de las salas».

Por ello, en esta obra se pasará el sistema de climatización del techo al suelo. Tello ha señalado que así se procedía en el momento de la construcción del Palau, hace 32 años, pero que «si se hubiera construido actualmente, se haría por el suelo».

Así, ha indicado que esta nueva canalización ayudará a reducir el gasto eléctrico del edificio, que es el segundo de todos los que tiene el Ayuntamiento que más consume. «Si la climatización cae de arriba a abajo, hay que enfriar o calentar todo el espacio, mientras que cuando sale del suelo, con hacerlo en dos o tres metros, que es donde hay gente, es suficiente», ha explicado.

Asimismo, ha incidido en que la actuación se realizará sobre las dos salas, ya que su sistema de climatización era idéntico. Así se lo explicaron desde el estudio del arquitecto que proyectó el Palau cuando vieron los desperfectos. «La intervención podría ser solo cambiar las maderas del techo, pero no renovar los conductos del aire es pan para hoy y hambre para mañana», ha señalado y ha dicho: «Queremos ir más allá porque nos creemos el Palau».

 

«LA MÚSICA CONTINÚA»

Sobre la situación de aquellas personas que ya habían renovado su abono para la temporada 2019-2020, Tello ha afirmado que no quieren que se vaya «absolutamente nadie» y que los abonados serán «los primeros en tener las noticias». Así, ha indicado que la renovación continúa abierta ya que el abonado «siempre tiene en su mano hacer un cambio».

«El ritmo de reubicación es bueno, si hubiéramos visto que no se hubiera podido mover ningún concierto sería otra cosa, pero tenemos un 60% ya reubicado dentro de la ciudad», ha comentado.

No obstante, ha confirmado que «si alguna cosa se cae, se va a devolver esa parte». «Muchas veces a los promotores les puede no interesar cambiar de lugar por el aforo de una sala, pero eso no ha pasado de momento», ha indicado.

También ha adelantado que se baraja la posibilidad de crear abonos nuevos: podrían crearse pases específicos para las actuaciones que se celebren en un mismo emplazamiento.

Ros, por su parte, ha destacado que, tras la renovación, «vamos a tener un Palau nuevo». «Vamos a reestructurar todo lo que ya estaba fuera de las normativas, y vamos a hacer un Palau actual y moderno», ha manifestado, al tiempo que ha reiterado que se están ultimando las localizaciones para trasladar la programación: «La música continúa», ha exclamado, y ha afirmado que el Palau va a quedar «maravilloso» que servirá «para otros 32 años más».

 

CONCIERTOS DE CÁMARA EN EL ALMUDÍN

Así, entre las posibles ubicaciones de algunos de los conciertos se encuentra el Almudín. «Fuimos con unos músicos y vimos que el espacio tenía una acústica brutal. El enclave es maravilloso y sería muy chulo que en un edificio como ese se pudieran hacer conciertos de cámara», ha opinado la edila, aunque ha matizado que esta propuesta está «pendiente de una documentación».

Por otra parte, Tello ha explicado que las obras de reforma en las salas no afectarán a los ensayos de la Orquestra de València, ya que se celebran en la ampliación del Palau, que es un edificio adjunto. Por ello, continuarán ensayando en la Sala García Navarro.

 

CONTRATO DE MANTENIMIENTO Y ESTUDIO SOBRE EL TRENCADÍS

Por otra parte, Tello ha adelantado que desde el Ayuntamiento se trabaja en un pliego de condiciones para un contrato de mantenimiento correctivo, que además de limpiar el Palau, se ocupe de las reparaciones. La concejala ha indicado que este contrato tendrá un presupuesto de unos 200.000 euros.

Por otra parte, se ha pedido al consistorio que se estudie el estado del trencadís que se instaló en el Palau, del que se han desprendido varias piezas. Tello ha detallado que todavía está en periodo de garantía con la empresa que la instaló: «lo que hemos trasladado es que nos digan si hay que retirarlo o arreglarlo, dado que es una intervención postiza que no diseñó el arquitecto».

 

APOYO DE AYUNTAMIENTO Y GENERALITAT

Por su parte, en una intervención, la vicealcaldesa de València, Sandra Gómez, ha manifestado que «hay más recursos del Ayuntamiento» para complementar la temporada del Palau: «Tenemos salas de teatro, espacios culturales que se pueden ofrecer como apoyo para que esa programación no se pierda y podamos buscar esa simbiosis entre las diferentes áreas del Ayuntamiento y espacios culturales para poder garantizar la programación musical que tanto disfrutan los valencianos durante cada temporada», ha agregado.

Igualmente, el conseller de Cultura, Vicent Marzà, ha indicado que está «en contacto con el Ayuntamiento para hacer todo lo posible para seguir adelante con la programación y adaptarla a la nueva situación». «Todo lo que esté en nuestra mano lo pondremos para intentar ayudar y que el Ayuntamiento y la ciudadanía no se quede sin la programación que estaba prevista», ha añadido.

 

EL PP EXIGE UNA HOJA DE RUTA SOBRE LA REHABILITACIÓN DEL PALAU

El portavoz de Ciudadanos (Cs) en el Ayuntamiento de València, Fernando Giner, ha exigido al alcalde, Joan Ribó, una hoja de ruta sobre la rehabilitación del Palau de la Música «con plazos concretos y presupuesto».

«Es una vergüenza que la responsable del Palau, Gloria Tello, cierre el edificio y diga que carece de información sobre cuánto durarán las obras y cuánto costarán. Es inaceptable que la gestora de una institución tire balones fuera», ha dicho Giner en un comunicado.

El portavoz ‘naranja’ ha censurado la gestión de la concejala responsable del auditorio, Gloria Tello y ha detallado que «en 2017, la edil reconoció por escrito, a preguntas de Cs, que estaría reformado el sistema de climatización del edificio». «Dos años después, tiene que cambiar al suelo los conductos del aire acondicionado que puso en el techo», ha lamentado.

Giner ha incidido en que el presupuesto de mantenimiento del Palau de la Música se ha reducido paulatinamente: «El presupuesto en 2017 para mantener el edificio del Palau de la Música fue de 16.000, mientras este año Tello lo ha reducido a 6.000 euros, lo que supone un 62,5% menos».

«Tello debe explicar por qué no mantiene el edificio y por qué tiene que volver a invertir en el aire acondicionado después de gastar 1,4 millones», ha concluido el portavoz de Cs.

 

Fuente: Europa Press

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Close
A %d blogueros les gusta esto: