#Fallas17| Fuset sale en defensa de las críticas a la falla infantil municipal

Una vez plantada la falla infantil del Ayuntamiento de Valencia, realizada por Anna Ruiz y Giovanni Nardín, de líneas modernas y de cartón piedra, bajo el lema ‘Descobrir i redescobrir’, lo cierto es que el monumento se aleja mucho de los monumentos infantiles municipales de otros años, y aunque se trata de un proyecto novedoso orientado a niños, lo cierto es que el mensaje y proyecto no ha acabado de ser del gusto de muchos valencianos y falleros, generando con ello un elevado número de críticas que se han difundido con rapidez por las redes sociales.

Tanto ha sido así, que el propio Concejal de Cultura Festiva y Presidente de Junta Central Fallera (JCF), Pere Fuset, ha salido en defensa de la falla infantil municipal realizando una profunda reflexión a través de sus redes sociales:

“Desde hace casi un año, cuando un jurado independiente y sin voto político, propuesto y compuesto por artistas, falleros, pedagogos y artistas falleros eligieron el proyecto de la falla infantil de este año sabía que hoy llovería. Y no agua,… sino opiniones de adultos sobre una falla ideada y plantada por sus artistas para niños y niñas.

Afirmé que era consciente que muchas de estas opiniones sería bien críticas y aún más reconocí que probablemente sería la ‘fallita’ que ningún político, habitualmente miedicas, nos hubiéramos atrevido a elegir por miedo a determinadas reacciones. La apuesta de este año es indudablemente diferente a lo que estamos acostumbrados a ver los últimos años en la Plaza del Ayuntamiento y eso como cualquier cambio brusco genera shock.

Hecha íntegramente en cartón piedra y madera como recomendaban las bases de elección consensuadas con el Gremio. Y también con una estética diferente de los acabados de ‘Lladró’ que mucas veces se curran muchos artistas falleros. Una falla por tanto singular como permite y requiere una falla fuera de concurso, pensada para promover la lectura y con un proceso creativo muy costoso aunque bien distinto al del corcho blanco, por la cual han apostado muchas comisiones falleras en la hisotira pero que al escaparse de determinados cánones no ha contado con el apoyo habitual de los jurados adultos.

Dije que no opinaría hasta verla plantada y hoy es el dia…o concretamente anoche..cuando vi a la Fallera Mayor Infantil y a su Corte, esas que según algunos hoy deberían estar llorando, ayudar ilusionadas en la plantà y mostrarme cada una de las piezas de madera que ellas mismas habían realizado en el taller o crear un cuento con la falla. Les pregunté qué opinaban y al decirme unánimemente que les gustaba mucho insistí… ¿Sabéis que a mucha gente no les gustará? Una pregunta que una niña me respondió con una claridad que me sorprendió…’Hay gente que no acepta lo que es diferente’. Si las niñas lo tiene claro ¡yo también! Y sólo me queda defender como ellas el derecho a la diferencia, el derecho de los artistas a ser libres, y el derecho de los niños y niñas a opinar por ellos mismos. Escuchemos los sin prejuicios y con respeto”.

banner-LLIBRETS-DE-FALLA-horizontal