GENTE

Isabel Pantoja explota con una llamada a Sálvame: “Es muy triste pensar donde está mi hija cada noche”

MADRID, 14 Sep. (CHANCE) –

Historia de la televisión. Isabel Pantoja acaba de romper su cotizado silencio hablando por primera vez para Sálvame solo unas horas después de que su hija haya entrado en la casa de Gran Hermano VIP.

La tonadillera ha protagonizado una llamada de teléfono que pasará a la historia del programa y que será tan recordado como en la que aseguraba estar “cansada de la familia Rivera”. Sin embargo, en esta ocasión ha cargado contra su propia familia, sentenciado el estilo de vida que lleva su hija y explicando porque no se ha despedido de ella antes de entrar en el reality. Pero con la vehemencia, tono y carácter que la definen Isabel Pantoja ha tenido palabras para todos, especialmente para Dulce, a la que culpa de la vida que lleva su hija.

“He conseguido el teléfono de Chelo porque el de antes no lo tiene ahora y yo no tenia su teléfono y quiero empezar diciendo algo muy importante para mí”, ha comenzado la tonadillera poniéndose en contacto con la que un día fue su amiga en el pasado con la absoluta condición de hablar solo con Carlota Corredera, aunque después ha terminado hablando con todos los colaboradores. Luego ha comenzado con un impresionante discurso: “Lo más importante que yo tengo en mi vida son mis dos hijos, aparte de mi madre y mi familia. He puesto hoy Sálvame porque yo no vi a mi hija anoche, pero no tengo ningún tipo de problema con que ella esté en un reality porque ella puede hacer lo que quiera siempre que no le perjudique. No supe que iba a ir a un reality hasta hace una semana, que es cierto que no me ha llamado, sí, para despedirse. Ella no se ha despedido y sabes por qué: voy a decir la verdad, no mi verdad, sino LA VERDAD”, ha asegurado, confesando después el motivo con el que especulaban en el programa minutos antes: “No se ha despedido de mi sencillamente porque desde que mi hija voló a los 18, no fue a los 18, mi hija se fue antes, mucho antes y eso lo he sufrido yo, su madre, que quede muy claro, porque yo soy su madre como cada una tenga a sus hijas y he tratado por todos los medios de que tuviera una educación y sufro mucho porque yo no acepto la vida que ella ha tomado”, asegura.

“No acepto que llegue a las 7, 8 o 9 de la mañana de una forma u otra y eso lo sabe ella, sabe que yo le voy a reñir aunque tenga 22 años y ella sabe que está con una persona que no es buena persona, pero no voy a decir nombres porque tengo muchas demandas, pero la persona que está a su lado no es buena porque le daría buenos consejos porque le diría, tu carrera de inglés que tu madre te ha dado, te puedes ganar la vida con tu carrera de inglés y no lo ha querido hacer”, ha declarado haciendo así culpable a Dulce del ritmo de vida que lleva su hija. “He querido meterla en Bellas Artes porque tiene mucho talento y no me ha hecho caso, nada”, ha continuado confesando Isabel Pantoja lamentando el presente de su Chabelita.

“Cantora es mi hogar, y los que hablan de Cantora como si fuera el castillo de Drácula, no señores es mi hogar, y yo lo sacrifique por mi hija, para meterla en un colegio interno, nos trasladamos con ella a Madrid, por ella”, demostrando que siente el mismo amor tanto por su hijo Kiko como por Chabelita, de la que ha defendido: “No le recrimino nada a nadie pero que sepan que esa es mi hija y lo que le hagan a mi hija me va a doler toda la vida, que no escupan para arriba porque les va a caer”.

En cuanto a que madre e hija no se hayan despedido antes del reality ha explicado: “Una cosa importante, lo menos importante es que no se haya despedido de mi, lo más importante es que mi nieto está con su padre y los fines de semana está conmigo porque soy su abuela y no está solo, que quede claro que yo eso lo he dejado bien atado, está con su padre con quien debe de estar y luego con su abuela, que está para lo que sea”.

Pero Isabel se encuentra hundida por la vida de su hija y aunque asegura que la quiere con locura no puede soportar que Dulce esté a su lado: “Pero la persona que tiene mi hija al lado le consiente todo y yo no, de Matalascañas nada, del coche nada, que le quiten los puntos, que llegue a esas horas de la madrugada, pero la otra sí”, y defiende: “Esa no es su niña, ella tiene su familia en Cataluña, ha sido mi empleada del hogar durante 30 años y la he tratado como de la familia y fue buenísima, pero yo no sé cuánto le ha gustado la televisión”.

De la participación de Isa Pantoja en Gran Hermano ha confesado: “Yo estoy más tranquila que mi hija este ahí porque es muy triste pensar dónde esta mi hija cada noche, que le pasará, donde estará, ese es mi sufrimiento”, ha confesado sin poder evitar emocionarse e impactando a los espectadores. “Ya bastante sufrimiento tenemos y no lo voy a ver, me han llamado y me han dicho pon Telecinco, porque yo no lo pongo para no sufrir, porque las demandas luego tardan 4 o 5 años y hay que saber la verdad, que no la sabéis ninguno de los que estáis ahí y esa es la realidad”, sentencia. “Mi hija tiene estudios para hacer lo que quiera pero si a ella le apetece hacer eso yo no puedo hacer nada pero a mi personalmente no me gusta”, ha continuado.

“Perdí a mi hija cuando se le escapo a mi ex empleada de hogar, un trabajo dignísimo y te digo que era muy buena. Una persona que se le ha tratado tan mal como dice que hace 20 años en una casa, a los 15 días te marchas y se acabó y no que me hizo gastarme un dineral para operarse la nariz, que tenia tres veces la nariz que tiene ahora y me gaste 500 mil pesetas y lo que ha hecho es una deslealtad absoluta y ahora permite que mi hija haga de todo, viviendo de ella, y por supuesto del apellido Pantoja”, ha desvelado Isabel hablando de Dulce.

Tras las impactantes declaraciones, Kiko Rivera ha llamado al programa porque no conseguía ponerse en contacto con su madre, para pedirle que colgase y transmitirle su apoyo: “No es necesario, sufrimos mucho al verte así y no es necesario, cuelga mamá”, le ha pedido su propio hijo, sin embargo Isabel ha continuado con su llamada, que finalmente ha durado una hora y veinte minutos.

Aunque Isabel ha terminado llorando su mensaje es muy claro, quiere muchísimo a su hija, remarca que igual que a Kiko, pero le duele la vida que lleva y por eso prefiere que esté dentro del programa, pero siempre tendrá su apoyo.

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

1 thought on “Isabel Pantoja explota con una llamada a Sálvame: “Es muy triste pensar donde está mi hija cada noche””

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close