Creadores de contenidosDaniel HermosillaDeportesFútbol PressLevanteUD Press

#LaGranotera| ‘Muñiz, primer examen de recuperación en el Pizjuán’

DANI HERMOSILLA

La memoria del fútbol es corta y selectiva. El mayor procesador universal, el cerebro humano dicen que tiene memoria selectiva, porque de no ser así  sería imposible poder almacenar tanta información, y tenerla toda en el escritorio de nuestra cabeza. Pues llegados a esta jornada 16, con 5 derrotas, sin haber estado en puestos peligrosos, manteniendo el descenso a 4 puntos —cierto que hace poco estaba a 8 puntos— ganando 1 de los últimos diez encuentros, habiendo perdido en casa contra Alavés, Girona y Athletic, no ganando desde finales de septiembre y blabla blabla babla, la verdad es que llegamos al primer examen del año para Juan Ramón López Muñiz, el técnico del histórico ascenso granota la temporada pasada en Segunda División. Más que un examen de nota final, se trata de uno de recuperación. Porque los resultados en el fútbol y en la vida, mandan. Un buen resultado en Sevilla podría ofrecer la tranquilidad que, ahora mismo, necesita el equipo, que en Orriols empieza a ser víctima de su propia esquizofrenia y presión. Una derrota —y sobre todo una dolorosa derrota— dejaría a Muñiz en el punto de mira de los aficionados más críticos con su gestión. Cierto que hubo algunos que la temporada pasada ya le censuraron su juego —el Levante en la Liga 123 tampoco hizo partidos súper brillantes. Pero arrasó y estableció registros que, si bien no fueron de récord, sí que le permitieron celebrar la vuelta a Primera lo antes posible.

El Muñiz más imprevisible

Ya os lo conté ayer. Me sorprenden los bandazos del míster. Es más, no me gustan. Me encantaría saber la opinión del míster sobre los fichajes y, por más que os extrañéis, me gustaría saber qué opina de Unal y por qué rompió con su filosofía de vestuario colocando al turco —que tampoco ha destacado en los remates a portería, algo que como siempre he defendido, da más valor a los más de veinte goles que el bueno de Roger Martí marcó el añó pasado, y que en la mayoría de casos se fabricó el solito—. También querría saber que opina futbolísticamente de Emmanuel Boateng o de Sasa Lukic, que se perfila como titular, la primera vez que lo haría con la camiseta granota. También querría saber por qué se ha dejado fuera a Saq El Hacen, substituidos en el descanso del partido ante el Athletic. Pero no lo sé, públicamente porque no se pronuncia, y en privado porque en este club todo es muy hermético. Lo que se destila es que no acaba de gustarle lo que se le ha traído. Pero en mi caso, es una simple conjetura.

Y digo esto porque esta lista para jugar contra el Sevilla ha sido la más imprevisible desde que está en el club. Y no me gusta. Para mí, Muñiz sigue teniendo toda la confianza porque creo que es justo en la mayoría de decisiones que toma. Dejarse fuera de la lista al norteamericano y al mauritano es casi bueno para los chavales, en espera de tiempos mejores y no del ruido y la estridencia que hay en cada club. Alinearlos ante el Athletic no fue un error, sino una decisión del técnico, que les quiso premiar por su contribución al equipo durante estos últimos meses y porque pensó futbolísticamente que le podían aportar. Como así lo dijimos la mayoría antes de inciarse el partido contra el Athletic. La realidad —ya la conocéis— fue muy diferente.

Cuestión de resultados

El Levante no levanta cabeza desde que estuvo en Sevilla, allá a finales de septiembre. La segunda parte del partido ante el Betis (4-0) dejó tocado al equipo, habituado a ganarlo todo en Segunda División e invicto hasta la fecha en primera. Y desde entonces, su juego ha ido mucho peor que sus resultados, como si se le hubiera ido de repente su referencia futbolística. En Segunda, Muñiz logró formar un equipo que dominaba todos los registros tácticos del fútbol. Esto es, sabía cuando atacar, defender, con y sin balón, dónde presionar, qué zona del campo ocupar. Hoy, de eso no queda nada. El equipo está plano, sin alma, sin alegría. Duda. Ni llega arriba ni defiende bien. Es como si los automatismos del final de la pasada campaña y principios de la actual, hubieran pasado a mejor vida. Nunca más se supo. Y más que los resultados, lo que me preocupa es que el equipo empieza a no saber leer los partidos, más allá de alinear a uno u otro futbolista. A veces, las piezas tardan en casar y, lo que parece que no funcione, con un simple cambio, se arregle. Lo espero

¿Lukic titular?

Ver cómo tu entrenador confía antes en un chaval de la cantera que en tí, cuando no has tenido la oportunidad de jugar, duele. Y siempre digo que Muñiz fue ‘muy justo’ con la plantilla, quiso premiar y poner por delante los que estaban del ascenso, siempre que el rendimiento y los resultados acompañaran. Pero con el serbio, eso no ha sido así. Dicen que se trata de un jugador introvertido, con el que el idioma es una barrera. Pero no me sirve. La función de un entrenador es tener contacto con sus jugadores a todos los niveles —búscate la vida para entenderte—, tener a la plantilla motivada y explicar, explicar, explicar… Los futbolistas —como el relevo en la portería— entienden el cambio, aunque les duela y les moleste. Lo que no entienden es la falta de oportunidad porque deja entrever falta de confianza. Y eso es lo que ha visto Lukic.Y por eso su voluntad de querer marcharse, si la cosa sigue como hasta ahora. En Sevilla pinta que será titular. En el momento más complicado del equipo esta temporada, pero creo (y espero) que la tenga. Y casi lo mismo podemos decir de Cavaco. Al técnico, en ambos casos, le ha faltado esa mano tendida que también se precisa, y más cuando las cosas en algunos momentos, no han pintado bien.

Fichajes de invierno

Bueno, pues parece que habrá lateral derecho nuevo (yo, sinceramente, soy de los que opina que no es necesario). La presión sobre Pedro López y Saq es muy grande. A unos no les gusta el primero —está acabado, dicen— y a otros el segundo —está muy verde, o no vale para primera— Lo cierto es que parece que esa posición —Coke parece ser el mejor colocado— será la primera. ¿La segunda? La delantera. La gran asignatura pendiente esta temporada. Si ningún delantero ha funcionado, ¿no será que falla otra cosa y no el punta? Dejo esa pregunta en el aire. Volverá Roger, y se firmarán 2 futbolistas más de ataque. Saldrá Unal y ¿qué pasará con Boateng? Lo mejor es que, si hay dos nuevo delanteros, salga cedido para jugar minutos. Para mi, ha sido el punta que más efectividad —en ocasiones, sobre todo— ha tenido. Y ahí lo dejo. Lo normal es que salga en el mes de enero —siempre que haya sustituto, claro y lleguen dos puntas

¿El central? Sí, opino que es necesario, siempre que Cavaco no dé o le dejen dar ese paso adelante que necesita o requiere todo jugador. Sergio Postigo —presumiblemente, hoy suplente en Sevilla— no lleva un buen año, y fue el defensa de referencia y de jerarquía la temporada pasada. Esa función, hay que cubrirla. Porque Chema tiene mucha calidad pero necesita un compañero que lidere la linea. No es una disfunción del madrileño, le pasa a muchos defensas. Es más bien una cuestión de carácter o forma de ser o competir. Y las dudas de Postigo se han trasladado a toda la línea, incluida la portería, como pasó con el primer gol del Athletic el domingo.

 

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close