Sociedad

Las consecuencias de la nueva moda de la ‘fiesta del bótox’

Aunque parezca increíble, la última moda son las fiestas del bótox y solo hay que ver los resultados para darse cuenta que causan daños irreparables. Así lo ha denunciado esta joven de 29 años en su cuenta de Facebook tras verse afectada por una necrosis después de una inyección de bótox en su labio.

En las fiestas de bótox, se inyectan esta sustancia de manos de esteticistas, sin los materiales adecuados y en entornos no esterilizados. Esta práctica es la que realizó Rachael Knappier en el salón de casa de una amiga. Se dejó inyectar bótox en el labio que le causó una necrosis.

Una esteticista le inyectó bótox mientras estaba de fiesta. Según ella, “gritó de dolor” después de que le pusieran el tratamiento. Horas después, se le hincharon los labios tanto que llegaron a tocarle la nariz. Cuando comenzó a no sentir la boca, se puso en contacto con la profesional, quien le dijo que se pusiera una bolsa de hielo y se tomara un antihistamínico.

Rachael reconoce en sus redes que hay que investigar previamente al personal que realizará operación de estética y que ella no lo hizo al tratarse de la recomendación de una amistad. Ahora, pide que se comparta sus caso para que no le suceda a otras personas.

Rachael Knappier antes de inyectarse el botox
Tags
Mostrar más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Close
A %d blogueros les gusta esto: