Una joven, a punto de quedarse ciega tras aplicarse tinte de cejas y pestañas

Tylah Durie, es una joven británica de 16 años y estudiante de estética, que ha estado a punto de quedarse ciega después de aplicarse ella misma tinte sobre las cejas y pestañas.

Ella misma relata en su propio Facebook, con fotos del “dolor inexplicable” y la reacción, como el uso del tinte le provocó una reacción alérgica a la parafenilendiamina (PPD) por la que casi pierde la vista. “Me desperté casi ciega por la reacción, mis ojos se habían hinchado como globos enormes… Me puse a llorar y gritar”, explica la joven al diario Metro.

Y es que Durie no se hizo la pertinente prueba del producto en otra parte del cuerpo previamente como se recomienda. Tras acudir a urgencias, Durie ha sufrido quemaduras químicas en la zona afectada por el tinte, y los médicos creen que ha tenido suerte de que no le haya afectado a la vista.

“Los médicos han dicho que he tenido una reacción alérgica muy inusual pero grave y podría haberme quedado ciega. Por suerte, sólo tengo daños en mi ojo derecho. He tenido pus y lágrimas que salen de mis ojos a todas horas todos los días de la semana y he estado en un montón de dolor y malestar inexplicable. Tengo quemaduras químicas en ambas cejas y no podía ver a través de los ojos debido a la hinchazón”, describe Tylah Durie junto a unas impresionantes imágenes del suceso, a lo que añade que “no desea este dolor a nadie” y “recomienda” a todo el mundo que quiera hacer uso del tinte de cejas y pestañas “a que se hagan una prueba previa”.