Síguenos

Cultura

La Sala Russafa celebra sus 10 años con una programación especial este mes de febrero

Publicado

en

En el año 2011, en uno de los barrios con más vida de la ciudad de València, nacía la Sala Russafa. Ese punto de la ciudad, lleno de cultura, necesitaba recuperar el pulso a la escena teatral. Treinta años sin un teatro es mucho tiempo para un barrio cargado de historia y que  llegó a albergar más de 10 salas hasta la década de los años 70 del pasado siglo.

Con un espíritu lleno de ilusión la Sala Russafa levantaba el telón con un objetivo claro como ellos mismos declaran: «fomentar el desarrollo de las Artes Escénicas, facilitando el encuentro entre compañías y buscando fórmulas diferentes para la creación de nuevos públicos. Además, debe servir como centro de producción de la compañía teatral que lo promueve y gestiona (Arden) y de las Compañías de teatro y danza residentes en la Sala.»

Con un equipo de grandes profesionales, unidos por su amor a las artes escénicas, la sala se ha convertido en un referente, con su sello particular en el que la calidad de los textos y de las producciones van de la mano. Además su variada oferta, llena de diversos ciclos temáticos y estilos es un aliciente más para que el público se decante por llenar sus butacas.

Nada más poner un pie dentro del Centro Cultural sientes que estás en un lugar especial, cargado de esa magia que acompaña al barrio de Russafa. El barrio ha absorbido al teatro y el teatro se ha mimetizado con la esencia de ese entorno.

Celebración sobre las tablas con «7 Reinas»

Para su décimo aniversario, la Sala Russafa ha decidido recuperar este mes de febrero la primera de sus coproducciones junto a la compañía valenciana Arden, «7 reinas» (del 12 al 14 de febrero) Estrenada en diciembre de 2011, esta obra escrita y dirigida por Chema Cardeña agotó las localidades durante su estancia en cartel y se amplió la temporada siguiente, incorporando nuevos actores y personajes en «8 Reinas

La pieza mezcla realidad y ficción para asomarse al interior de siete féminas, monarcas que tuvieron que ejercer, conquistar o mantener el poder en un mundo diseñado por y para hombres. Mujeres extraordinarias a las que dan vida el propio Cardeña junto a Jerónimo Cornelles, Juan Carlos Garés, Juan Mandli, Manu Valls, Saoro Ferre y José Zamit.

Invitando a romper roles, siete intérpretes de la escena valenciana de diversas generaciones se meten en el alma de María Estuardo, Catalina La Grande de Rusia, Isabel La Católica, Cristina de Suecia, María Tudor, Juana La Loca y Elizabeth I para mostrar conflictos y machismos todavía no superados.

Sus historias avanzan acompañadas por la música en directo del bajista David Campillos y la voz de Rebeca Ibáñez en versiones de temas de David Bowie, Leonard Cohen o Mike Oldfield, entre otros. Grandes clásicos en interpretaciones minimalistas que sirven para contrastar, complementar o subrayar unas escenas en las que un humor agridulce nos muestra un mundo poco dado a evolucionar en algunos aspectos, por mucho que la historia crezca y el espectáculo continúe.

Homenaje a Lorca en «Federico, función sin título»

Del 4 al 7 de febrero, Sala Russafa acoge dentro de su décimo Cicle de Companyies Valencianes la obra «Federico, función sin título«, una pieza en la que Federico García Lorca cuenta su propia historia: “ya que no tengo una tumba, dejadme al menos tener un escenario”.  Margarita Xirgu le acompaña en este recorrido vital a través de las personas a las que amó y/o le amaron. Salvador Dalí, Emilio Aladrén, Euduardo Rodríguez Valdivieso, Rafael Rodríguez Rapún y Juan Ramírez de Lucas son los puntos que cosen este retrato del individuo eclipsado por el poeta, con su hablar atropellado, su obsesión por la muerte, su magnetismo.

La música en directo acompaña este montaje de la formación L’Últim Toc Teatre, que va a la fuente del universo lorquiano: una estética y poética tremendamente personales, pero que pasaron a ser universales. Joan Miquel Reig dirige esta pieza con dramaturgia de Carles Montoliu y Emili Charqués, quien sube al escenario junto a Paula Santana.

Otra de las propuestas para adultos de febrero viene de uno de sus habituales: Miguel Noguera vuelve a Sala Russafa por sexto año consecutivo. Del 20 y 21 de febrero, el artista ofrece dos funciones consecutivas (que podrían convertirse finalmente en tres) de su «Ultrashow«, un formato que arrasa cada vez que pasa por el centro cultural de Russafa, agotando las localidades.

A mitad camino entre la ponencia, el monólogo y el telepredicador, Noguera comparte con el público las ocurrencias, asociaciones mentales y escenas absurdas que forman parte de un humor totalmente personal y fuera de las convenciones. Dibujos, canciones y pensamientos que van variando conforme pasan los años y este Ultrashow evoluciona, haciendo adeptos en cada representación.

Programación para toda la familia

La programación de febrero se completa con una propuesta familiar, «Emoticolors». La formación madrileña Tarambana presenta los días 27 y 28 esta propuesta en la que los actores encarnan a los colores básicos y complementarios, metáforas de los estados de ánimo.

Los pequeños aprenderán a identificar emociones como el miedo, la euforia, la esperanza o la empatía en esta pieza que cuenta la historia de BLACK, un color rechazado por el resto. La aceptación de las diferencias y de los sentimientos es la base de una divertida pieza dirigida por Manu Medina, con dramaturgia de Eva Bedmar, quien también se integra en el elenco junto a Eduard Mediterrani, Cristo Barbuzano, Rosi Tejera y Aída De La Cruz. Una original propuesta para espectadores a partir de 5 años que mezcla teatro, audiovisuales y música.

 

 

Cultura

Paz Castelló, escritora: «Las mejores historias están ahí fuera, en la calle, solo hay que saber descubrirlas»

Publicado

en

Camila y Nora son dos mujeres muy diferentes, pero tienen algo en común: a las dos las utilizaron los hombres de su pasado y ahora no tienen miedo a enfrentarse a ellos.

Camila es ese tipo de mujer que no sabe lo fuerte que es hasta que tiene que ponerse a prueba a sí misma. Sin embargo, todo cambia el día que decide separarse de su marido y llega a sus manos el acuerdo de divorcio sospechosamente ventajoso para ella. Mientras investiga sobre las intenciones ocultas de su expareja, conoce a Nora, una joven estudiante que lleva años guardando un secreto y llega a Alicante en busca venganza. La especial relación que surge entre ellas revolucionará sus vidas.

‘Ninguna de nosotras tendrá compasión’ (Ed. B) es la última obra de Paz Castelló. Novela negra que respira sensualidad en cada página y en la que sus protagonistas se verán envueltas en una red de mentiras, estafas y amenazas que les demostrará su fortaleza.

Si miramos en la Wikipedia descubrimos que Paz Castelló Alberola es una escritora y periodista alicantina, licenciada en Derecho, ganadora en el año 2018, del Galardón Letras del Mediterráneo​ en la modalidad de Narrativa, con su novela, ‘Dieciocho meses y un día’.

Pero hay otras muchas cosas sobre ella que no vienen en la wikipedia. Por eso Official Press ha hablado con ella, para descubrir más sobre su obra, sobre el misterioso mundo de la novela negra y muchas otras cosas que deberás descubrir en esta entrevista.

#Entrevista OP a Paz Castelló

 

– ¿En qué se inspira Paz Castelló a la hora de escribir?

Tengo una mirada inquieta y crítica del mundo. La vida cotidiana puede resultar muy inspiradora, tanto en tramas como en personajes si sabes mirarla de la forma adecuada. Las mejores historias están ahí fuera, en la calle, solo hay que saber descubrirlas porque, a menudo, nos pasan desapercibidas. Mi carácter observador y meticuloso, me ayuda mucho en la labor de analizar el día a día. Proceso la realidad en modo escritora y siempre estoy atenta a esos detalles que la vida nos ofrece para crear una buena historia o un personaje carismático.

–Después de cuatro novelas llega ‘Ninguna de nosotras tendrá compasión’

Dicen que no hay quinto malo y me gusta pensar que así es con respecto a esta historia que es muy potente y cautivadora al mismo tiempo. La voz de dos mujeres diferentes, Camila y Nora, que entablan una relación y que deciden tomar las riendas de su vida a través de una venganza, es una narración en la que muchos lectores van a quedar atrapados. A las dos les han hecho daño los hombres de su vida y deciden que tienen que hacer algo al respecto. Misterio y sensualidad a partes iguales. Creo que esta quinta novela es muy madura y elaborada. Mantiene el equilibrio perfecto entre erotismo y perversión. Un thriller psicológico que me resultó apasionante escribir y que está gustando mucho. Hemos alcanzado la segunda edición en un solo mes.

–Si tuvieras delante a un futuro lector qué le dirías para que se leyera tu novela

Que es una novela atrevida, fuerte y emotiva al mismo tiempo. Si ese lector busca una historia que le quite el sueño, que le ponga los pelos de punta, que le excite y que le dé pena terminar porque le haya secuestrado, ‘Ninguna de nosotras tendrá compasión’ (Ed. B) es sin duda esa historia.

–Tus tramas transcurren en la Comunitat Valenciana, a diferencia de otros escritores que las ubican en Madrid, Barcelona, Londres, Nueva York…

‘Ninguna de nosotras tendrá compasión’ transcurre en Alicante como escenario principal, pero hay otros muchos. Manhattan, Barcelona, Oviedo, Lugones, por ejemplo.

‘La llave 104’ también transcurre en un pueblo imaginario de la costa levantina, pero la infancia de la protagonista se desarrolla en Cachorrilla, un diminuto pueblo extremeño.

‘Dieciocho meses y un día’, novela premiada por la Diputación de Castellón, se centra en Peñíscola porque era un requisito para poder optar al premio, que la localización fuera castellonense. Pero la protagonista es de origen madrileño. En realidad, me gusta jugar con diferentes localizaciones, aunque siempre tenga como referencia, de alguna manera, la Comunidad Valenciana. Es bonito que se conozca mi tierra a través de mis libros.

–Te sueles mover en el misterio, suspense y la novela negra. ¿Te consideras una autora de «domestic noir»?

Entiendo que ahora vivimos en un momento en el que parece que es necesario ponerle etiquetas a todo y que hay que encajar a la perfección en una categoría. Creo más en la transversalidad. Pero, como yo escribo thriller psicológico cuyos acontecimientos les ocurren a personas convencionales, como tú y como yo, sin investigaciones policiales como columna vertebral, sino que, más bien, son los propios personajes cotidianos los que escudriñan en la trama, podríamos decir que, efectivamente, soy una autora “domestic noir”.

–¿Qué lee Paz Castelló?

No todo lo que me gustaría por cuestión de tiempo, pero procuro estar al día de todo cuanto se publica respecto al género que trabajo. El misterio me fascina, pero también dejo un hueco para la poesía y libros que me ayudan a documentarme sobre los temas que trato, sobre todo de psicología criminal.

–Compaginas la escritura con tu trabajo como periodista. ¿Alguna vez te ha inspirado alguna noticia para iniciar la trama de una novela?

Todas mis novelas nacen de mi experiencia como periodista. Siempre he pensado que la literatura es una herramienta perfecta para ahondar en aquellos temas que, como periodista, no puedes. El periodismo es objetividad y la literatura te permite ser subjetiva, a través de los distintos personajes. La corrupción política, el fútbol y sus negocios turbios, los malos tratos o el feminismo son, sin duda, temas que están a diario en las noticias. Ahora también están en mis novelas.

–Como periodista estarás acostumbrada a leer noticias de todo tipo ¿La realidad supera a la ficción?

Siempre. Muchas veces veo noticias en los informativos que si fueran inventadas por un escritor y las leyéramos en un libro, diríamos que resultan inverosímiles, poco creíbles.

–¿Cuáles son tus referentes literarios?

De niña me marcaron mucho Agatha Christie, Gloria Fuertes, Federico García Lorca, Henry Miller o Pearl S. Buck, entre otros muchos.

–Tu siguiente novela será sobre…

Me vas a permitir que no revele el tema. Sí te diré que sigo en la línea de tratar asuntos de interés social, de esos que aparecen en las noticias.

–¿Has pensado en escribir una trama con la pandemia como fondo?

En absoluto. No me resulta nada inspiradora. Tal vez dentro de varias décadas. Personalmente necesito tiempo para que todo lo ocurrido repose. Desde el punto de vista creativo no es un tema que encuentre estimulante.

 

Continuar leyendo