Síguenos

Consumo

Los mejores juegos para disfrutar con los niños en la playa o la piscina

Publicado

en

agua de mar y piscina ojos

Hacer un castillo de arena o jugar a las palas son juegos que, sin duda, los niños disfrutan como nadie. Sin embargo, se puede ir más allá de los clásicos juegos y hacer cosas realmente divertidas. La imaginación no tiene límites para Mapanda, por lo que ofrecen interesantes y originales actividades y juegos para hacer con niños en la playa o la piscina y evitar así el aburrimiento. Esta marca de ropa infantil además aconseja que si los adultos participan en estos juegos con los más pequeños, “la diversión será doble”.

En busca del tesoro perdido. Este juego está especialmente enfocado a los más pequeños que muestran mayor grado de curiosidad. Tan solo hay que esconder bajo la arena sin que ellos se den cuenta alguna concha, piedra o algún pequeño juguete que hayan llevado a la playa. A través de ciertas pistas del clásico: “frío” o “caliente” tendrán que ir desenterrando y buscando el tesoro perdido.

Las carretillas. Jugar en una zona con el suelo blando como puede ser la arena de la playa o el césped de la piscina. Se necesitará, al menos, dos parejas de niños y adultos, pero si son más ¡mejor aún! Marca la línea de salida y la línea de meta. Puestos en pareja, uno de ellos cogerá al otro por los pies siendo éste último el que apoye las manos en el suelo y salir corriendo. Un buen juego para que los niños aprendan a trabajar en equipo ya que la pareja de jugadores deberá avanzar hasta la meta al mismo compás para evitar las aseguradas caídas.

Marco Polo. Es uno de los juegos más populares actualmente entre los niños. Al niño que le toca deberá tener los ojos cerrados, mientras el resto se coloca alrededor de él y a una cierta distancia. El niño que le toca tendrá que decir “Marco”, mientras que el resto desde el lugar dónde se sitúan contestarán “Polo”. El niño deberá guiarse por la voz del resto para pillarlos, por lo que deberá decir constantemente “Marco” para recibir la respuesta: “Polo” del resto del grupo y así poder pillarlos. Este juego en el agua tendrá el plus de diversión ya que la movilidad en el agua es más lenta.

El balón pilla pilla. Como todos los juegos, cuántos más mejor, y más si es en el agua. Dos niños se pasan el balón con cierta distancia entre ellos y en el centro se coloca el resto del grupo. Los niños se irán pasando la pelota, mientras que el resto hará todo lo posible por pillarlo en el aire. Quien coja el balón le tocará cambiarse por el otro que la lanzaba y que ahora tendrá que colocarse en el centro con el resto de participantes.

Pinta y colorea también en la piscina. ¿Por qué no disfrutar de un rato de tranquilidad sentado dibujando y coloreando? En Mapanda hay muchos y muy divertidos juegos para colorear, o actividades como la sopa de letras que se pueden imprimir en casa y llevarlos a la piscina o la playa. Buenas opciones si se quiere que el niño este distraído en la sombrilla o en la hamaca de la piscina mientras transcurre el tiempo de hacer la digestión tras el almuerzo.

Ponerle cara a la sombra. Lo mejor de este juego es que se tenga la cámara en mano para poder inmortalizar el momento. Es muy divertido. En corrillo y de espalda al sol para que la sombra se proyecte en la arena, principalmente en playas de arena fina y la zona más húmeda. Con conchas, algas o incluso alguna prenda, se empieza a dar forma y vida a la sombra de cada uno. No olvidar, además, marcar en la arena los ojos, la nariz y la boca. Será más divertido si cada uno tiene una expresión diferente. El más original ganará.

Advertisement
Click para comentar

Tienes que estar registrado para comentar Acceder

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Consumo

Alerta sanitaria: Retiran un lote de Omeoprazol por impurezas desconocidas en un lote

Publicado

en

LAgencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios ha retirado del mercado un lote de omeoprazol. El motivo, tal como ha informado el organismo en su página web, es la detección de «impurezas desconocidas antes del final de la vida útil del citado lote». La AEMPS ha catalogado este defecto como clase 2.

Recordemos que esta clasificación de alertas farmacéuticas, dirigida a los distribuidores y farmacias, tiene solo tres rangos: el 3 es el que presentaría un riesgo menor para la salud y el 1, el mayor. En este caso, este lote concreto de omeoprazol, con un problema de clase 2, estaría en un término medio en esta particular escala.

El lote de omeoprazol afectado

El comunicado de la Agencia Española de Medicamentos ha especificado que el lote de omeoprazol afectado es el número 22C0169, que tiene como fecha de caducidad el 31 de marzo de 2023. El titular de comercialización de este producto es Altan Pharmaceuticals SA, con sede en Las Rozas (Madrid).

Por ahora, la AEMPS ha retirado del mercado las unidades afectadas de este medicamento. Además, se han devuelto al laboratorio «por los cauces habituales», tal como ha explicado el citado organismo. Ahora es tarea de las distintas comunidades autónomas hacer el seguimiento de esta retirada.

¿Qué es el omeoprazol?

El omeoprazol es un medicamento para tratar el reflujo gastroesofágico. Es uno de los fármacos más usados en España, aunque los médicos recomiendan utilizarlo únicamente bajo prescripción de un especialista, durante el tiempo que este lo determine. De hecho, no puede tomarse a la ligera para aliviar indigestiones pesadas.

También se utiliza para tratar las afecciones en las que el estómago produce demasiado ácido, como el síndrome de Zollinger-Ellison. Además, el omeprazol con receta se utiliza para tratar úlceras (lesiones en el revestimiento del estómago o del intestino), sobre todo las provocadas por Helicobacter pylori. Sin receta, se utiliza para tratar la acidez estomacal frecuente.

Como sucede con otros medicamentos, son muchos los efectos secundarios que pueden presentar los pacientes que consumen omeprazol. Entre los más frecuentes que pueden llegar a desarrollar se encuentran algunos como diarrea, gases,náuseas, dolor abdominal, cefalea o estreñimiento.

Continuar leyendo