Daniel HermosillaFútbol PressLevanteUD Press

‘El Levante UD vuelve a ser un equipo’, por Dani Hermosilla

Empate en Girona (1-1), con nuevo gol de Morales que permite al Levante de Paco López continuar invicto y acercarse a la permanencia

DANI HERMOSILLA

El empate fue el resultado más logrado por el Levante UD de Juan Ramón López Muñiz. Quizás le dimos poca importancia, fundamentalmente cuando las derrotas penalizaron los puntos logrados con esfuerzo, sobre todo lejos de Orriols. El Levante de Paco López lograba dos victorias con un fútbol mísero, y este sábado un empate con un juego notable. El mejor partido con el de Silla en el banquillo, se llevaba el mínimo premio posible. Cosas del fútbol. Pero más cosas:  también remontando el partido, después de una golazo de Granell, un centrocampista de calidad con una zurda espectacular. Y con el empate, se fue a por la victoria. La gran diferencia entre este y el otro Levante es la ambición. Paco quiere lo tiene muy claro: quiere llegar al empate por el camino de buscar la victoria. Y esa es la gran diferencia.

El fútbol es cabeza, dicen mucho los entrenadores. Las victorias han traído confianza y han devuelto el juego al equipo. Como al inicio de temporada, como la temporada pasada. En el haber de Paco López, hacerlo en sólo tres jornadas. En el debe de Muñiz, su falta de ambición, la que sí tuvo la pasada campaña. El Levante UD se reencuentra consigo mismo en el momento más importante de la temporada. La liguilla de los malos tiene el candidato con posibilidades de ‘pasar a la siguiente ronda’, a salir y a convertir su fútbol nuevamente en uno más en primera división. Se aclara el camino de la permanencia. No sólo potencias tus opciones, sino que minas las (pocas) que le van quedando a tus rivales.

Decía Paco López en la previa que el Girona era otra cosa. Y no sólo porque casi doblaba en puntos al Levante UD, sino porque su estilo, muy particular con Machín. requería otra cosa. ‘Intentaremos cambiar lo menos posible y mantener nuestro estilo”, avisaba. Y esta frase tenía traducción en la alineación. La aparición de Jason como interior derecho y la presencia de Boateng como acompañante de Roger Martí, la otrra grande. Desaparecía del once Ivi, un futbolista enchufado y goleador.

Los mejores minutos del Levante UD, ahora sí, cada vez más de Paco López. A la ambición y las buenas sensaciones, el buen fútbol, colectiva e individualmente. Los resultados han traído la calma y la autoconfianza. Hay más atrevimiento, más combinación, más fútbol, sin duda. El Levante UD ha recuperado la posesión de balón, los dos puntas permiten acumular más juego ofensivo. Y después está José Campaña. El sevillano vuelve a ser un futbolista con ascendencia en el juego granota. Fundamental. Acompañado de un seguro como es Jefferson Lerma, veíamos al mejor Campaña de la temporada.

Roger&Boateng

Sin duda, la mejor pareja. Los dos puntas que mejor ha mezclado hasta la fecha, y a buen seguro que este barrejat mejorará en las próximas fechas, siempre que la recuperación del ghanés (con fractura facial), pueda permitirle tener cotiuidad. Roger ponía los movimientos, Boateng -el mejor partido de la temporada- las ocasiones. Hasta dos muy claras en la primera parte, una de ellas se estrellaba en el poste: Roger firmaba como asistente y Boateng, en escorzo acomodádose el balón a la derecha, con el interior, enviaba al palo… El Girona también creaba peligro. Primero con Portu y, después, sobre todo con Aday, que enviaba un balón al palo tras un lanzamiento de falta.

Golazo y respuesta de El Comandante

La segunda parte era la de los goles. Ocasiones más claras en la primera mitad, pero los goles llegaban en la segunda. El intercambio de golpes, que era todo el partido, era en esta ocasión favorable al Girona, al contrario de la Copa del Rey. Y el gol no admite dudas. Golazo de Granell, con un zurdazo de pierna izquierda, que buscó la escuadra derecha de la portería de Oier. Sin estar mal, creando ocasiones y sensación de peligro, el Levante iba por abajo en el marcador. Podía haber sido mucho peor, si Cristian Stuani, sólo ante Oier, hubiera acertado en hacer el 2-0.

La defensa adelantada del Girona era la vía de agua sobre la que los jugadores granotes tenían que buscar el equilibrio, y así llegaba el gol del empate; envío en profundidad de Jefferson Lerma sobre José Luis Morales que rompía el fuera de juego y, con gran frialdad, se deshacía de Bounou para hacer el empate.

El partido pudo caer de una parte o la otra, y más problemas para Paco López. Y como cada partido, últimamente, la segunda incidencia del partido en forma de lesión. Erick Cabaco se retiraba echándose mano a la parte posterior de su muslo izquierdo, con posible lesión muscular. Y, antes, Boateng tenía que dejar su lugar a Sadiku, después de un encontronazo con Ramalho. El Levante que gana putos y pierde efectivos. La temporada está siendo dura. El esfuerzo por la permanencia se sigue cobrando su factura.

GIRONA FC

Bounou; Ramalho, Bernardo, Juanpe; Pablo Mafeo, Granell, Pere Pons, Aday; Borja García (Timor, 77′), Portu (Lozano,83′); y Stuani.

LEVANTE UD

Oier; Pedro López, Rober Pier, Eirck Cabaco (Sergio Postigo, 88), Pedro López; Lerma, Campaña; Morales, Jason (Ivi, 67), Roger y Boateng (Sadiku, 79)

Goles:

1-0, Granero, 53′; 1-1, Morales, 63′

Arbitro:

De Burgos Bengoetxea. Mostró tarjetas amarillas a los jugadores del Levante Roger, Lerma y Cabaco.

11.391 especetadores en Montilivi.

 

 

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close