Síguenos

Consumo

Cómo deben comunicar las empresas durante la crisis del COVID-19

Publicado

en

La crisis provocada por el COVID-19 ha provocado, entre otras muchas cosas, un cambio radical en nuestras vidas y en nuestros hábitos de consumo. Las empresas se enfrentan a una situación sin precedentes y, en las últimas semanas, ya hemos observado un giro en la forma de comunicar de las empresas. Las marcas nacionales apuestan por mensajes positivos y por poner en valor a los sanitarios y a las personas y profesionales que están en primera línea de fuego. Pero qué pasa con las empresas no tan grandes. La importancia de seguir comunicando es vital, por ello muchas de ellas siguen apostando por profesionales que les guíen en esta crisis.

Official Press ha preguntado a Doyou Media cómo están gestionando la comunicación de las empresas que representan y cómo se ha desarrollado su campaña dirigida a este tema: “A la hora de lanzar un mensaje hemos querido, como siempre, acompañar a las empresas a gobernarse en la tormenta de datos que impera en este contexto absolutamente atípico y para el que nadie estaba preparado. Se trata de algo que enfatizamos en nuestras relaciones con las empresas con las que trabajamos. Comunicar, en el actual contexto, es sobre todo dar un paso adelante, formar parte de la solución y combatir las dificultades actuales para prepararnos así para el día después, un futuro inmediato en el que muchas cosas van a cambiar. Por ejemplo con la responsabilidad de las empresas porque el compromiso social de las compañías, por si había dudas hasta ahora, se incorporará a su estructura de acción con la misma importancia que la planificación fiscal, laboral o financiera”. Así explica Luis Motes, CEO en DOYOU MEDIA, el mensaje de la agencia para acompañar a sus clientes en su adaptación a las circunstancias generadas por el estado de alarma del Covid-19. La campaña “COMUNICA: forma parte de la solución” está ya presente en los soportes digitales y busca “como humilde aportación” ayudar a dar salida al tsunami de solidaridad que se está produciendo por contagio en los sectores productivos.

“Muchos amigos nos preguntan qué deben hacer ahora, en cuanto a acciones o posicionamientos. Pero la mayoría de consultas que recibimos de nuestros clientes es -ojo- sobre cómo pueden colaborar o contribuir a combatir la propagación de la pandemia si ellos no son servicios o industrias esenciales que puedan reconvertirse para ofrecer ayudas directas o fabricar equipamientos. Quieren hechos, orientación a la acción”. En ese sentido, añade Motes, “lo que recomendamos es que las empresas trabajen en 2 direcciones: atendiendo directamente las recomendaciones oficiales y acudiendo a los vías institucionales de colaboración, eso lo primero. En ese sentido ya hemos contribuido a abrir canales para que se provea de raciones alimenticias diarias al personal de emergencias o estamos activando soluciones de financiación para que se fabriquen pantallas para entubación, viseras fabricadas en impresoras 3D y elementos de este tipo. Y por otro lado, y muy importante para nosotros, generando red: difundiendo mensajes que ayuden a concienciar a la población y que puedan convertirse en apoyo publicitario para los medios, que es el sistema circulatorio por el que fluye la información rigurosa y que son las palancas -los medios- que nos van a ayudar a relanzar os negocios en el día después”.

Respecto a cómo están respondiendo los empresarios y las empresas ante la crisis, Luis Motes señala que “hay una preocupación máxima por el rigor, porque se blinde la verdad y que huyamos del bulo y la manipulación. Ante la multiplicación de mensajes y la saturación informativa, insisto en que debemos acudir a grupos de comunicación concebidos como tales, a fuentes oficiales y que debemos apoyar a esos medios que tanto nos han ayudado y nos ayudarán a difundir el relato de las marcas”. En la actualidad, la agencia dedica el 90% de sus esfuerzos exclusivamente a ayudar a sus clientes gestionar la crisis, en sus diversos sectores.

Consumo

La pandemia incrementa un 30% la venta de plantas para balcones y terrazas

Publicado

en

EFE/ David Aguilar/Archivo

València, 5 may (EFE).- La pandemia está desencadenando un ‘boom’ de la jardinería en los balcones y las terrazas de los hogares de la Comunitat Valenciana, según los datos de la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA) y la Asociación Profesional de Flores, Plantas y Tecnología Hortícola de la Comunidad Valenciana (ASFPLANT), que han apreciado un incremento del 30 % en las ventas del sector verde.

Según han informado ambas entidades en un comunicado, las ventas se sitúan en los niveles previos a la pandemia y «ya se aproximan a los máximos históricos que había antes de la crisis inmobiliaria de 2008″.

Así, constatan “el giro de 180 grados que han experimentado los viveros valencianos a causa de la pandemia. Hace un año, en pleno confinamiento domiciliario y cierre de mercados internacionales, estaban obligados a destruir miles de plantas porque se marchitaban. Ahora, en cambio, no dan abasto a toda la demanda que existe, tanto en canales presenciales como online».

«Por precaución, pero sobre todo por la grave descapitalización que sufría el sector, en otoño no se plantó tanta planta de flor como meses después se ha visto que era necesario para atender los pedidos. Muchas empresas lo han vendido todo de manera extraordinariamente rápida y están replantando nuevo material vegetal”, han señalado.

Las restricciones de movilidad y el teletrabajo están fomentando que cada vez más personas decidan decorar con plantas sus terrazas, balcones, jardines e incluso sus nuevos lugares de trabajo en casa, motivo por el cual AVA-ASAJA y ASFPLANT explican que “el cuidado de las plantas mejora la salud física y mental, disminuye los niveles de fatiga pandémica y contribuye de manera individual a la preservación del medio ambiente».

«Las redes sociales además permiten compartir las experiencias y ampliar conocimientos en este ámbito. Estamos notando que hay mucha demanda en todas las clases de plantas, si bien destacan aquellas mejor adaptadas al interior. Además, la edad media de los clientes ha bajado en unos 10-15 años y ya resulta común en más capas de población».

El sector verde valora de forma positiva las campañas oficiales destinadas a promocionar el consumo de plantas en España, ya que “sería importantísimo que esta no sea únicamente una moda pasajera y se diluya una vez superemos lo peor de la pandemia, sino que, al igual que ocurre en otros países europeos, se mantenga como un hábito que incluye en la cesta de la compra mensual flores y plantas para el hogar. Si finalmente España se incorpora a este comportamiento saludable de mantener una presencia habitual de plantas en el ámbito doméstico, saldrá ganando tanto la sociedad como un sector tan dinámico e importante para la economía valenciana”, han concluido.

Continuar leyendo