Síguenos

Empresas

Ford Almusssafes fabricará los motores híbridos para todo el mercado europeo

Publicado

en

València, 25 mar (EFE).- La planta de Ford en Almussafes (Valencia) fabricará la próxima generación de motores híbridos para el mercado europeo, según ha anunciado este jueves la dirección de la factoría al Comité de empresa.

La compañía ha avanzado también el aumento de capacidad de la planta de ensamblaje de baterías a partir de 2022, que coincidirá con el fin de ciclo del modelo Mondeo.

En la reunión en la que se han hecho estos anuncios, la dirección también ha informado de la convocatoria de la comisión consultiva este viernes para iniciar el periodo de consultas del ERE para 630 trabajadores.

Ford anunció hace unas semanas un expediente de regulación de empleo con 630 despidos y la desaparición del turno de noche en la planta de Almussafes (Valencia).

En estos momentos la factoría de Almussafes, que cuenta con unos 7.000 trabajadores, está aplicando un ERTE según el cual parará su actividad entre el 22 de marzo y el 1 de abril debido a la falta de componentes y a la adecuación que necesita para la producción del motor GDi.

Ya comenzó marzo sin días de producción completa tras realizar paros de producción en enero y febrero y, salvo algunos días de enero, la planta no ha llegado a la producción de 1.640 unidades prácticamente ningún día en lo que llevamos de 2021 después de un año de pandemia, en el que se producido una bajada de la demanda de automóviles.

Puig aplaude la decisión de Ford y considera que «garantiza su continuidad»

El president de la Generalitat, Ximo Puig, ha considerado «extraordinariamente importante» la decisión de Ford de fabricar sus nuevos motores híbridos en la planta de Almussafes (Valencia) y cree que «la multinacional norteamericana manda señales de que se queda en Europa».

«Si se queda, la planta de Almussafes (Valencia) tiene garantías de continuidad, eso es lo más importante», ha asegurado el president a los periodistas tras el acto de entrega del XXIX Premio Broseta.

A su juicio, «la automoción experimenta un momento de transición energética muy importante y se mira al vehículo eléctrico con toda la fortaleza, lo cual es importante para mantener el empleo», al tiempo que ha relacionado la decisión de Ford con la iniciativa de la Alianza Valenciana de las Baterías, presentada recientemente.

La planta de Ford en Almussafes (Valencia) fabricará la próxima generación de motores híbridos para el mercado europeo y el Duratec de 2,5 litros que se equipa en el Kuga PEHV (híbrido enchufable) se sumará, a partir de finales de 2022, a los motores de 2 y 2,3 litros que ya se producen en esta factoría.

La compañía ha avanzado también el aumento de capacidad de la planta de ensamblaje de baterías a partir de 2022, para lo que ha confirmado una inversión adicional de 5,2 millones de euros, tras una inversión inicial de 24 millones anunciada en enero de 2020, con la puesta en marcha de la instalación en septiembre del año pasado.

Consumo

Baleària amplía las conexiones diarias en alta velocidad entre Dénia-Baleares

Publicado

en

EFE

Dénia (Alicante), 16 jun (EFE).- La naviera Baleària contará desde mañana con tres ‘fast ferries’ entre el puerto de Dénia (Alicante) y las Baleares para incrementar la oferta de plazas y horarios con vistas a la temporada estival, y reforzará las conexiones en fin de semana.

En concreto, Baleària tendrá dieciséis salidas semanales a Ibiza, diez a Mallorca y otras diez a Formentera desde el puerto dianense, según un comunicado de la empresa, con sede en Dénia.

Para ello, la compañía suma el Avemar Dos al Ramon Llull y al Eleanor Roosevelt, que ya estaban operando en la dársena dianense.

Baleària muestra así su firme apuesta por la alta velocidad en las rutas desde Dénia y, además, amplía la oferta de plazas en más de 850 pasajeros.

Fuentes de la naviera han destacado, asimismo, que los horarios y la corta duración de los trayectos (de unas dos horas) permiten ofrecer la excursión de un día tanto a Formentera como a Ibiza.

Estos tres buques son de los más sostenibles de la flota: el Eleanor Roosevelt, la última adquisición de Baleària, es el primer ‘fast ferry’ con motores propulsados por gas natural, un combustible que reduce las emisiones de CO2 en más de un 30 % y las de NOx en más de un 80 %, además de eliminar las emisiones perjudiciales para la salud, según la empresa.

Y los otros dos han sido remotorizados recientemente para disminuir sus emisiones de gases de efecto invernadero. En el caso del Avemar Dos, la operación finalizó hace poco más de un mes y sus nuevos motores emiten un 8 % menos de CO2 y un 33 % menos de NOx.

Todos ellos ofrecen acomodación estándar y superior, y cuentan con distintos servicios como, por ejemplo, cafetería a bordo, además de terraza.

En el caso del Ramon Llull y el Eleanor Roosevelt se trata de smart ships que disponen de mejoras tecnológicas como la videovigilancia de mascotas a través del smart phone o la plataforma de entretenimiento digital a la carta, con una amplia oferta de contenidos a los que se puede acceder desde el móvil.

Por otra parte, la naviera también tiene conexiones en ferry desde el puerto de València hasta el archipiélago balear, con dos salidas diarias a Palma y hasta dos a Ibiza, según el día de la semana.

Baleària ha adaptado los protocolos de seguridad al contexto actual y ha renovado por tercera vez el sello Global Safe Site por parte de Bureau Veritas.

La naviera ha establecido en todos sus buques una reducción de la capacidad del 10 %, una medida extra que va más allá de las establecidas por las autoridades sanitarias.

Para favorecer la distancia social, la naviera sigue impulsando la reserva y la facturación online. Además del uso obligatorio de la mascarilla a bordo, proporciona gel hidroalcohólico y mantiene un plan específico de limpieza, con productos viricidas y desinfectantes certificados.

De igual manera, Baleària controla diariamente el estado de salud de la tripulación y todos sus empleados han recibido formación específica sobre los protocolos de actuación si se detecta un posible caso.

En 2020, Baleària transportó más de 2.150.000 pasajeros y 5.743.000 metros lineales de carga en los 29 buques de su flota. La compañía, en la que trabajan más de 1.500 empleados, facturó 342 millones de euros, según la naviera.

Continuar leyendo