Síguenos

Salud y Bienestar

La terapia musical se alía con los pacientes que han sufrido un ictus

Publicado

en

Epilepsia

Según un estudio publicado en la revista Annals of the New York Academy of Sciences, la terapia musical mejora el estado de ánimo y la calidad de vida de aquellos pacientes que han sufrido un ictus. Se ha llegado a la conclusión tras haber analizado los efectos de la incorporación de una terapia con soporte musical al programa de neurorrehabilitación ofrecido a los hospitales.

Consta como primera autora del ensayo Jennifer Grado Sánchez, que ha trabajado de manera conjunta con un equipo de investigación de la Universidad de Barcelona, del Instituto de Investigaciones Biomédicas de Bellvitge (IDIBELL), del Parque de Salud Mar, del Hospital de Bellvitge y la Universidad de Helsinki.

Concluye el estudio que «la motivación es un factor importante en la recuperación y que los pacientes tratados con apoyo de terapia musical mejoran en mayor grado que los que reciben sólo terapia convencional».

Un total de 40 personas que habían sufrido un ictus participaron en el ensayo, haciendo rehabilitación en el Hospital de la Esperanza de Barcelona. De forma aleatoria, se asignó a los pacientes a un grupo de tratamiento, recibiendo sesiones extra de terapia con soporte musical, más la convencional. Previa y posteriormente al tratamiento, se evaluaron las funciones motora y cognitiva, así como el estado de ánimo y la calidad de vida de los pacientes.

La terapia desarrollada se basó en un tratamiento musical en el que se enseñaba a los pacientes a tocar el piano y los tambores electrónicos con la extremidad afectada por el ictus. Ello permitió a los colegiados detectar que de entre aquellos que estaban dentro del programa de la terapia musical, los que más mejoraron en el aspecto motor fueron quienes más les gustaba participar en actividades musicales. Mejoró su calidad de vida, redujeron la fatiga, las emociones negativas y la apatía, en mayor grado que los que fueron tratados únicamente de manera convencional.

Advertisement
Click para comentar

Tienes que estar registrado para comentar Acceder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Salud y Bienestar

Estos son los posibles riesgos vinculados a las uñas de gel

Publicado

en

Cómo hacer crecer las uñas rápido con remedios caseros

Hoy en día, es muy común ver a personas con las uñas pintadas de múltiples colores y formas, ya que la manicura se ha convertido en un ritual estético que muchos no pueden pasar por alto. Sin embargo, lo que rara vez se considera son las posibles consecuencias, además de las económicas, de embellecer las uñas.

La Societat Catalana de Medicina Familiar i Comunitària (Camfic) ha advertido que el esmalte de gel podría estar causando problemas a quienes lo usan, y estos problemas podrían aumentar debido a la creciente popularidad de este tipo de cosmético.

La CAMFIC recomienda no usar esmaltes de gel, ya que consideran mejor no manipular las uñas, ya que están destinadas a proteger y contribuir a diversas funciones. Advierten sobre complicaciones como trastornos mecánicos y traumáticos, dermatitis alérgica de contacto y lesiones inducidas por rayos ultravioleta.

Además, ahora hay kits disponibles para hacer el trabajo de manicura en casa, lo que conlleva un riesgo aún mayor, según la CAMFIC.

Riesgos de la manicura de gel

La mayoría de las personas optan por la manicura de gel, que requiere exposición a la luz ultravioleta para el secado. La Asociación Británica de Dermatólogos ha advertido sobre reacciones alérgicas y ha notado un aumento de casos relacionados con los productos químicos de estos esmaltes.

La manicura de gel contiene acrilatos, algunos de los cuales han sido prohibidos en EE. UU. por la FDA. Las consecuencias de un mal uso incluyen pérdida de fortaleza, fragilidad en las uñas, envejecimiento prematuro de la piel e incluso cáncer de piel.

Historia de la manicura

La historia de la manicura se remonta a hace 3.000 años en China y Egipto, donde se usaban laca de color de uñas obtenida de polvo de pétalos de rosa, pétalos de orquídea y alumbre, así como henna.

En el siglo XIX, los más ricos destacaban sus uñas con esmalte, mostrando su estatus. Hoy en día, esta práctica sigue siendo popular y rara es la persona que no lleva las uñas maquilladas.

 

Puedes seguir toda la actualidad visitando Official Press o en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter o Instagram.

Continuar leyendo