Síguenos

PORTADA OFFICIALPRESS

Los bebés con anticuerpos covid por la placenta los pierden a los pocos meses

Publicado

en

Madrid, 12 abr (EFE).- Un estudio en el que han participado varios hospitales españoles concluye que los recién nacidos de madres que tuvieron covid y que recibieron los anticuerpos a través de la placenta los perdieron en los primeros meses de vida.

La investigación, que será presentada en el 2º Congreso Nacional COVID-19 de las sociedades científicas, que comienza este lunes y concluirá el 16 de abril, indica que el paso placentario de anticuerpos de las mamás con covid a los recién nacidos fue muy común y que los casos de infección neonatal fueron poco frecuentes.

De hecho, estas infecciones neonatales solo se produjeron en los casos de hijos de gestantes con infección aguda sin anticuerpos en el parto.

Los expertos han recogido información epidemiológica, clínica y microbiológica tanto de las madres que tuvieron covid durante el embarazo o parto como de sus recién nacidos entre marzo y noviembre del pasado año, lo que determinó los anticuerpos IgG frente al virus -los que se generan una vez superada la infección-.

Así, las embarazadas se clasificaron en tres grupos según su situación frente a la covid en el parto: infección aguda (PCR positiva, IgG negativa), reciente (PCR e IgG positivas) y pasada (PCR negativa, con infección documentada durante la gestación).

En total, los investigadores analizaron los datos de 141 mujeres, de las que el 34 % tenía infección aguda; el 30,5 %, reciente; y el 35,5 %, pasada.

En el caso de madres con infección aguda, ningún recién nacido tuvo IgG positiva en sangre de cordón.

A los dos meses, tenían IgG positiva el 42,8 % de las madres y el 11,5 % de los niños, mientras que a los 6 meses la tenía el 33,3 % de las mamás y ningún niño.

En el grupo con infección reciente, el 90,9 % de los recién nacidos tenían IgG positiva en sangre de cordón, en tanto que a los dos meses tenían IgG positiva el 95,8 % de las madres y el 57,1 % de los niños, y a los seis meses, el 83,3 % de ellas y ningún niño.

Por su parte, en el grupo con infección pasada, el 80 % de las madres y el 84,8% de los recién nacidos tenían IgG positiva en el parto, en tanto que a los dos meses, las cifras fueron del 82,3 % y el 64,7 %, respectivamente; y a los seis meses, el 57,1 % de las madres y el 14,3 %, de los niños.

Según el estudio, la IgG positiva en sangre de cordón fue más frecuente en recién nacidos cuyas madres fueron sintomáticas (75,8 % frente al 51,1 %) o ingresaron por covid (90 % frente al 57,6 %).

Los investigadores darán más información durante el Congreso Nacional COVID-19, promovido por ochenta sociedades científicas que agrupan a más de 200.000 profesionales sanitarios, y que tiene lugar siete meses después de que se celebrara el primero.

Este segundo encuentro se celebra completamente en formato «online».

Acoge a 380 ponentes en casi 90 sesiones, entre simposios, mesas redondas y conferencias magistrales, informa la organización, que apunta que en ellas se abordarán la gran mayoría de especialidades y áreas de gestión en las que el SARS CoV-2 ha tenido impacto.

La Sociedad Española de Patología Respiratoria (SEPAR) es la sociedad científica promotora de este Segundo Congreso Nacional COVID-19.

PORTADA OFFICIALPRESS

Preocupación por el estado de salud de Soraya Sáenz de Santamaría

Publicado

en

Soraya Sáenz de Santamaría enfermedad

Preocupación por el estado de salud de la que fuera exvicepresidenta del Gobierno Soraya Sáenz de Santamaría. Según ha informado el portal Informalia podría padecer una «grave» enfermedad, una afección que le habría obligado a reducir considerablemente su actividad profesional en el despacho de Cuatrecasas. Despacho por el que fichó después de dejar la política.  Fuentes del entorno de la abogada y política vallisoletana han afirmado al medio que «se está tratando con éxito» pero que es un tema «muy delicado», un problema de salud que estaría relacionado con el páncreas y que es «complicado».

El mismo medio publicaba un día después que una ex compañera de gobierno de Sáenz de Santamaría les aseguraba que «ha sido operada» y que como resultado de la intervención «está bien».

Una noticia que ha generado una gran preocupación alrededor de Soraya que hace tan solo unas semanas cumplió 50 años. Desde que abandonó la política tras perder las primarias en el Partido Popular frente a Pablo Casado, la abogada del Estado ha desaparecido del foco mediático a pesar de ser consejera electiva en el Consejo de Estado por petición de Pedro Sánchez. Ella está centrada en su trabajo en Cuatrecasas, el prestigioso despacho por el que fichó en 2019 y donde se ha convertido en una experta en el análisis y asesoramiento de inversiones exteriores tras la crisis de la COVID-19.

Sáenz de Santamaría está casada con Iván Rosa, también abogado del Estado y alto ejecutivo de Telefónica. Tienen un hijo llamado Iván.

Fue vicepresidenta Gobierno de España entre 2011 y 2018, en el Ejecutivo de Mariano Rajoy. Actualmente es Consejera de Estado y socia del bufete de abogados Cuatrecasas en el área de gobierno corporativo y compliance.

Entre 2011 y 2018 se desempeñó como vicepresidenta y ministra de la Presidencia del Gobierno de Mariano Rajoy. Ha ejercido de portavoz del Gobierno, entre 2011 y 2016, y desde 2016 hasta 2018, sumó a sus responsabilidades como ministra de la Presidencia la cartera de Administraciones Territoriales. También en virtud de la activación del Artículo 155 de la Constitución Española, desde el 27 de octubre de 2017 hasta el 2 de junio de 2018, asumió las competencias del President de la Generalitat de Catalunya.

Cesó como vicepresidenta del Gobierno en junio de 2018, tras el éxito de moción de censura presentada por el Grupo Parlamentario Socialista contra Rajoy. Posteriormente, tras el anuncio de la renuncia de Mariano Rajoy a la presidencia del Partido Popular, Saénz de Santamaría presentó su candidatura para sucederle, obteniendo el mayor número de votos entre todos los candidatos de la primera vuelta de las elecciones primarias. Posteriormente Pablo Casado ganó la segunda vuelta. Santamaría renunció a su escaño el 10 de septiembre y ese mismo día anunció su retirada de la política.

En octubre de 2018 fue nombrada miembro del Consejo de Estado.

Fue denominada en varias ocasiones por varios medios de comunicación como «la mujer más poderosa desde [el regreso] de la democracia en España»

Continuar leyendo