Síguenos

Sucesos

Un hombre de 80 años amenaza de muerte a su expareja, de la que lleva separado 30 años

Publicado

en

VALÈNCIA, 29 Oct. (EUROPA PRESS) – Agentes de la 2ª Unidad de Distrito Russafa de la Policía Local de València han detenido a un hombre de 80 años como presunto autor de un presunto delito de violencia de género contra su expareja, de la que lleva separado 30 años, a la que amenazó de muerte en varias ocasiones, según ha informado este cuerpo de seguridad en un comunicado.

Los hechos ocurrieron el pasado jueves en la zona de Quatre Carreres cuando, a las 16.30 horas, la sala del 092 requirió a una patrulla porque un hombre estaba golpeando insistentemente la puerta de la vivienda en la que vivía su exmujer.

Cuando la patrulla llegó al lugar de los hechos se entrevistó con la mujer, que manifestó encontrarse atemorizada y nerviosa, dado que su exmarido, del que llevaba separada más de 30 años, había acudido hasta la puerta de su vivienda para aporrearla constantemente y hacerle gestos con amenazas de muerte. La mujer también informó de que en el pasado tuvo una orden de alejamiento contra su exmarido e indicó que el hombre había pasado también una nota con amenazas de muerte por debajo de la puerta. Los agentes le indicaron que la conservara.

Posteriormente, se recibió una llamada informando que otra patrulla tenía retenido a un individuo que se asemejaba a la descripción del presunto autor de los hechos, por lo que se entrevistaron con él y se le preguntó qué hacía en el lugar, a lo que el hombre respondió con el mismo gesto de amenaza que le había hecho anteriormente a su exmujer, por lo que fue detenido y trasladado a la Inspección central de Guardia.

Advertisement
Click para comentar

Tienes que estar registrado para comentar Acceder

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Sucesos

«Homicida sexual sádico»: el último informe sobre el asesino de Marta Calvo

Publicado

en

València, 15 oct (EFE/OP).- El principal sospechoso de la muerte de Marta Calvo es un «asesino en serie» o «depredador letal» al que define la «compulsión por matar», un «homicida sexual sádico» en lo que lo fundamental es la «obtención total del dominio y control sobre la otra persona».

Así lo indica un informe criminológico pericial elaborado por Vicente Garrido, doctor en Psicología y criminólogo, y por el detective privado Juan de Dios Vargas Ramos, solicitado por el letrado valenciano Juan Carlos Navarro.

Juan Carlos Navarro ejerce la acusación particular en nombre de dos de las tres víctimas mortales de Jorge Ignacio P.J. y de siete de las ocho supervivientes.

A través de entrevistas personales realizadas a seis testigos, mujeres, con las que el acusado mantuvo relaciones sexuales mediante pago, van desgranando la forma de actuar del sospechoso de la muerte de Marta Calvo.

A juicio de los autores del informe, el acusado selecciona mujeres vulnerables por la práctica de la prostitución, cuyos actos «son más difíciles de rastrear y que cuentan con menos apoyo social en caso de fallecimiento o desaparición».

Los eventos investigados, afirman, «adquieren la finalidad de homicidios sexuales, donde el fin último es obtener una satisfacción sádica de naturaleza sexual: contemplar la agonía de la víctima causada por la intoxicación de la droga».

Lo fundamental en el homicidio sexual sádico «es la obtención total del dominio y control sobre la otra persona«, afirman.

«En nuestra opinión, nos hallamos ante un asesino serial, caracterizado por la investigación criminológica como ‘depredador letal’, aseguran en el informe, en el que indican que lo que lo define es la «compulsión por matar».

En el caso de Marta Calvo, que desapareció en 2019 y de la que se sigue buscando su cuerpo, señalan, la «conclusión más lógica» es «considerar que antes de deshacerse del cadáver» el acusado la había asesinado.

El informe ha sido entregado en el Juzgado de Instrucción número 20 de València.

Continuar leyendo