Síguenos

Valencia

Ribó advierte de problemas de pérdida del empleo por la ampliación del puerto

Publicado

en

EFE/Manuel Bruque

València, 24 may (EFE).- El alcalde de València, Joan Ribó, ha advertido que a los problemas que plantea la ampliación del puerto de degradación de las costas, la movilidad, las cuestiones paisajísticas y la obtención de los materiales, se añade también la pérdida de empleo.

Así lo ha manifestado este lunes Ribó en una reunión con el presidente del comité de empresa de CSP-Port de València, Julián Pérez, al asegurar que «por encima de si hay declaración de impacto ambiental (DIA) o no, hay cuatro aspectos fundamentales que se han de arreglar», y a los que se suma el empleo, algo que «desconocía».

«Si resolvemos esos problemas, podemos hablar, si no, como alcalde mantendré una actitud negativa hacia la ampliación del puerto», ha sentenciado, a la par que ha añadido que «ahora está el problema de los puestos de trabajo».

«El objetivo no es la DIA sino que se resuelvan los cuatro problemas que perjudican objetivamente a la ciudad y su área metropolitana, además de los puestos de trabajo, que es importante», ha añadido a preguntas de los periodistas.

Ha apuntado que partían de una base de que la ampliación «iba a generar muchos puestos de trabajo, hablaban de decenas de miles», aunque como les han explicado desde el comité de empresa de la mayor terminal pública del puerto, parece que «no es así».

«La nueva plataforma de la ampliación norte no va a generar puestos de trabajo, sino lo que va a hacer es reducirlos como consecuencia de la automatización», ha explicado.

Pérez, por su parte, ha indicado que ésa será una consecuencia posterior porque en primer lugar, la plantilla de cerca de 300 personas de su terminar se verá reducida en «un 50 % o más» por dejar de mover las mercancías de MSC, que se trasladarían al nuevo espacio.

«La realidad es que no es una ampliación, es un movimiento interno de trasvase de mercancías de un lado del puerto a una zona nueva. No hay tráficos nuevos comprometidos para tal crecimiento de los volúmenes», ha apuntado.

«En la terminal en la que trabajamos se va a perder un 50 % de la cantidad de tráfico y por tanto, de forma directa se perderá el empleo en el mismo porcentaje o más», ha advertido y ha señalado que posteriormente el empleo se verá afectado también por la automatización y la competencia «porque habrá tres terminales públicas compitiendo en desigualdad de condiciones».

Pérez ha calificado de «incongruente» que a MSC, en el pliego, «no se le exige nuevos volúmenes, sino un compromiso mínimo que es menor que lo que tienen ahora» y ha sentenciado: «Físicamente es una ampliación pero lo que se produce es un trasvase interno de un cliente a una zona nueva».

Los datos de creación de 40.000 puestos de trabajo son «una simulación en base a números macroeconómicos y en función de unos tráficos que no son cierto y se ha extrapolado una ficticia creación de empleo», ha apuntado, y ha sostenido que los que les «preocupa» es el empleo actual.

Ribó ha incidido en que lo que ha hecho el Gobierno es «dar la responsabilidad» a la Autoridad Portuaria de Valencia (APV) y eso «no es una bendición» del proyecto y ha incidido en que la decisión de la Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo «tampoco bendice nada, y dice que en el momento procedimental actual, no se puede decidir».

«El Ayuntamiento tiene la obligación de pensar en el coste en el municipio, en la movilidad que nadie ha pensado, en el paisaje y tiene dudas de que la DIA hecha en su momento sea válida», ha afirmado.

Ha defendido que quiere tener reuniones con todos los implicados de diferentes sectores para «tener una opinión» más exhaustiva del problema y ha añadido que «no» sabe de momento si podría llegar a los tribunales.

La UE avala la legalidad del proyecto de ampliación del Puerto de Valencia

La Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo considera que el proyecto de ampliación norte del Puerto de Valencia cumple con la legislación medioambiental de la Unión Europea y que la Comisión «no ha podido identificar ningún indicio de posible infracción de la legislación medioambiental de la UE».

Según ha informado la Autoridad Portuaria de Valencia, la Unión Europea avala así los trabajos en el interior de la ampliación norte de la Autoridad Portuaria de Valencia (APV) donde estará ubicada la nueva terminal norte de contenedores.

En este mismo sentido, la Comisión indica que «los procedimientos de revisión pertinentes previsto por el ordenamiento jurídico español en virtud de la Directiva EIA y/o de la Directiva 2003/4/CE serían el mecanismo más eficaz para buscar la reparación y tratar satisfactoriamente cualquier posible caso de aplicación incorrecta de la legislación de la EU».

La resolución del organismo europeo concluye que «no puede dar más seguimiento a este caso», respondiendo así a una alegación realizada por un ciudadano particular sobre esta infraestructura.

Según recuerda la Autoridad Portuaria de Valencia, «la respuesta de esta institución se suma a los recientes reconocimientos de Puertos del Estado y del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico del ajuste a la legalidad y rigor de los trabajos y proyectos en materia de infraestructuras y de la nueva terminal norte de la Autoridad Portuaria de València (APV)».

En esta línea, las mismas fuentes indican que el informe realizado por Puertos del Estado «asegura que el proyecto de la Nueva Terminal Norte del Puerto de València no precisa de una nueva Declaración de Impacto Ambiental (DIA)».

«En el informe jurídico realizado por este organismo se recoge que el proyecto cuenta con DIA favorable y que las obras comenzaron a ejecutarse antes de cumplirse un año desde la publicación de ésta, por lo que se considera que la DIA está vigente, puesto que no incurre en ninguno de los supuestos de caducidad de las legislaciones en materia de evaluación ambiental, incluyendo la actual Ley 21/2013, de 9 de diciembre, de evaluación ambiental».

Además, recuerdan que «el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico ha determinado la condición de órgano sustantivo de la APV en la actuación de esta infraestructura».

La APV destaca de este modo «el respaldo de diferentes instituciones nacionales y europeas a este proyecto dinamizador que combina crecimiento económico con sostenibilidad, y recuerda que cumplirá minuciosa y escrupulosamente con todas y cada una de las observaciones que ha planteado Puertos del Estado y los indicadores contemplados en la DIA».

La nueva infraestructura portuaria, según indican las mismas fuentes, permitirá crear más de 17.000 empleos nuevos en el período 2022-2023 y alrededor de 15.000 entre 2024-2026.

«Solo en 2023, de forma directa, ofrecerá cerca de 18.500 empleos adicionales a los propios de la comunidad portuaria, cifra que será superior en 2025, cuando alcanzará los 19.800. Del mismo modo, de manera indirecta, se originarán más de 4.200 nuevos trabajos en 2023 y en 2025», concluyen.

Valencia

La OCU exige sancionar a quien no recoja los excrementos caninos en las playas

Publicado

en

La OCU exige sancionar a quien no recoja los excrementos caninos en las playas
Dos perros disfrutan del agua en la playa canina de Pinedo, pedanía al sur de València. Archivo/EFE/Manuel Bruque

València, 8 ago (EFE).- La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha solicitado al Ayuntamiento de València que vigile y aplique sanciones más férreas a las personas que tengan perros y no recojan sus excrementos de la vía pública y, durante los meses de verano, de las playas del municipio.

Según el estudio sobre limpieza urbana realizado en 2019 por la OCU, los excrementos abandonados en la vía pública fue el primer elemento de suciedad en las ciudades.

La OCU ha llevado a cabo un listado de propuestas para el municipio, entre ellas impulsar campañas para aumentar la sensibilidad de los dueños ante esta problemática, habilitar espacios específicos en las playas donde los perros puedan hacer sus necesidades, poner a disposición de los dueños de los perros bolsas para recoger los excrementos y contenedores especiales.

Además han destacado que se debería aplicar una mayor vigilancia e imposición de sanciones por esta infracción, aumentar la cuantía de las sanciones para que cumplan con su finalidad disuasoria, así como la efectividad de los mecanismos para su imposición y adoptar buenas prácticas efectivas de otros consistorios.

La Organización de Consumidores y Usuarios también ha hecho hincapié en que los dueños asuman su responsabilidad y un comportamiento cívico con gestos como llevar sus propias bolsas para recoger las heces de sus mascotas y acudir a lugares habilitados para ellos en las playas.

Continuar leyendo

Trending