Síguenos

Sucesos

Tres detenidos de un grupo de aluniceros de Valencia que robaba con coches sustraídos

Publicado

en

detenidos aluniceros de Valencia

València, 10 jun (EFE).- La Guardia Civil de Valencia ha detenido a tres hombres que estrellaban vehículos sustraídos contra los establecimientos para después sustraer las cajas registradoras por cometer hasta diecinueve delitos contra el patrimonio en distintos municipios de la provincia.

La investigación comenzó cuando se detectó una oleada de robos con fuerza y violencia en las localidades valencianas de Bétera, L’Eliana, Moncada y Massamagrell; los autores sustraían previamente vehículos en València, Mislata y Paterna para, acto seguido, realizar los alunizajes y embestían con los coches los establecimientos que deseaban robar.

En dos ocasiones los hechos se cometieron empleando la violencia contra las personas, una de ellas esgrimiendo un arma blanca de grandes dimensiones.

La banda estaba organizada y cada uno de los integrantes tenía un rol asignado: uno sustraía los vehículos y los otros dos se encargaban de perpetrar el alunizaje y anular los elementos de seguridad. Durante la realización de los actos delictivos, tapaban sus caras y manos para dificultar la labor de los investigadores.

Pese a la técnica de ocultación de los delincuentes, los guardias civiles lograron obtener la identificación de uno de ellos, y esta persona posteriormente condujo a los investigadores al resto de la banda; finalmente, se pudo detener a los tres responsables de estos hechos.

Se trataba de tres hombres españoles de entre 27 y 48 años de edad y nacionalidad española; todos ellos fueron detenidos en distintos puntos de la localidad de Bétera, y uno de ellos había aprovechado un permiso penitenciario y no había vuelto a la prisión, por lo que ingresó inmediatamente tras su detención.

En total se les atribuyen diecinueve delitos contra el patrimonio (dos delitos de robo con violencia, seis con fuerza, seis robos de vehículo y cuatro tentativas de robo con fuerza); además, se les imputa un delito de conducción temeraria.

Las diligencias han sido entregadas en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Número 1 de Llíria.

Puedes seguir toda la actualidad visitando Official Press o en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter o Instagram.

Advertisement
Click para comentar

Tienes que estar registrado para comentar Acceder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Sucesos

El hombre de los 2.000 tumores no irá a prisión: suspendida la ejecución de su condena

Publicado

en

El hombre de los 2.000 tumores no irá a prisión
Paco Sanz, conocido como el hombre de los 2.000 tumores, a su llegada a los juzgados de Llíria (Valencia). EFE/Manuel Bruque/Archivo

Madrid, 24 jun (OFFICIAL PRESS-EFE).- La Audiencia Provincial de Madrid ha suspendido la ejecución de la condena de dos años de prisión impuesta a Paco Sanz, conocido como el hombre de los 2.000 tumores, siempre y cuando no delinca en los próximos cuatro años.

El hombre de los 2.000 tumores no irá a prisión

En un auto al que ha tenido acceso EFE, la Audiencia toma esta decisión teniendo en cuenta que el condenado -que recibía tratamiento en el Hospital General de València, ciudad en la que también se organizó una gala benéfica a su favor- carece de antecedentes penales, que la pena impuesta no supera los dos años de prisión y que ha consignado 40.000 euros de fianza, suficiente para devolver los 36.918 euros que estafó.

Sanz fue condenado en 2021 a dos años de prisión por simular que padecía una enfermedad letal y que si no viajaba a Estados Unidos para curarse, iba a morir.

Esa sentencia fue fruto del acuerdo alcanzado entre la defensa de Paco Sanz y la Fiscalía, que redujo su petición de condena de seis años a solo dos.

Ahora, la Audiencia atiende a la petición del condenado y considera que no es necesario su ingreso en prisión siempre y cuando no cometa ningún delito en los próximos cuatro años.

«Síndrome de Cowen»

Según la sentencia, a Paco Sanz le diagnosticaron la enfermedad del «síndrome de Cowen» en 2009, que se «caracteriza por la aparición de tumores benignos» pero sin riesgo de morir, por lo que se aprovechó de su dolencia para obtener «un lucro patrimonial ilícito desde 2010 hasta 2017».

Durante este periodo de tiempo, Paco Sanz hizo creer, a través de redes sociales y medios de comunicación, que su enfermedad era «muy grave», por lo que creó una página web en la que exageraba los síntomas de su enfermedad con la finalidad de «conmover a las personas» para que le donasen dinero y financiar así un supuesto tratamiento en Estados Unidos.

Pero en realidad, según explica la sentencia, «consistía en un ensayo experimental gratuito y sin coste alguno» que tenía lugar en el Hospital General de València.

Puedes seguir toda la actualidad visitando Official Press o en nuestras redes sociales: Facebook, Twitter o Instagram.

Continuar leyendo