Síguenos

Sucesos

La cárcel de Picassent, entre las peores de España: 585 incidentes graves en sólo 6 meses

Publicado

en

València, 7 oct (EFE/OP).- El sindicato de funcionarios de prisiones Acaip-UGT ha informado este jueves de que el centro penitenciario de Picassent ha registrado un total de 585 incidentes graves o muy graves y 8 agresiones o intentos de agresión desde enero a junio.

Según señalan en un informe, este centro es «uno de los más conflictivos del sistema penitenciario español, debido, entre otras cosas, a que alberga una mezcla muy diversa de internos, jóvenes adultos y mujeres y hombres en primer grado (el régimen que se aplica a los internos/as más peligrosos).

«En la actualidad, el centro aloja 27 internos de este tipo. Ello supone que tengan que estar repartidos entre varios departamentos. El módulo que alberga a la mayoría tiene gran cantidad de deficiencias estructurales en materia de seguridad, y supone un riesgo añadido para los trabajadores que prestan servicio en el mismo», denuncia Acaip.

A ello hay que añadir que hay un «déficit endémico» en materia de personal, debido a la política de la secretaría general de Instituciones Penitenciarias, que lo considera como «un centro normal a la hora de dotación de personal».

En el referido informe, el sindicato cita algunos de los incidentes más significativos, como el sucedido el pasado 4 de febrero cuando «mientras se estaba realizando un electrocardiograma a un interno en aparente estado de inconsciencia, éste se revolvió de forma violenta contra los funcionarios y personal sanitario a los que trató de agredir».

«El 9 de febrero un interno destrozó la silla contra el cristal de la celda que ocupaba. Otros internos y los funcionarios de servicio intentaron calmarlo sin conseguirlo, y la emprendió a puñetazos contra los trabajadores».

Según Acaip, en estos momentos hay en el Centro Penitenciario de Valencia un total de 37 internos que tienen antecedentes de agresiones a trabajadores penitenciarios.

En el referido periodo de seis meses han tenido lugar 86 casos de amenazas graves, coacciones o insultos graves a los trabajadores, ha habido 18 resistencias violentas al cumplimiento de órdenes, se han contabilizado 64 agresiones entre internos, se han encontrado 95 objetos prohibidos y se ha producido un suicidio consumado y otros tres intentos más.

El pasado 10 de junio se produjo la evasión de un interno cuando estaba siendo trasladado en ambulancia (dijo que se había tragado dos pilas). Volvió a ingresar el 5 de julio, siempre según los datos facilitados por Acaip-UGT

Advertisement
Click para comentar

Tienes que estar registrado para comentar Acceder

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Sucesos

Convocan un minuto de silencio este jueves en memoria de Cristina, asesinada por su pareja en Valencia

Publicado

en

Conmoción en el mundo fallero por el asesinato de la chica de 30 años asesinada por su pareja

El crimen de la joven Cristina Blanch el pasado fin de semana en la calle Conde Altea ha provocado una indignación absoluta en la sociedad valenciana. La falla Maestro Gozalbo-Conde de Altea, comisión a la que pertenecía la chica ha anunciado a través de las redes sociales que a petición de la familia de la víctima «este jueves 9 a las 12:00 guardaremos 1 minuto de silencio en nombre de Cristina en la Plaza del Ayuntamiento de Valencia. Pedimos a todos los valencianos que se unan a nosotros por ella y por todas las mujeres. Que se haga justicia. En honor a Cristina os pedimos que llevéis todos una rosa blanca. Que este silencio sea el mayor ruido, por Cris, por todas»

La comisión ha pedido a los usuarios que difundan «este mensaje, que llegue a toda valencia, que la sociedad valenciana se levante y condene lo ocurrido para que no vuelva a pasar» y también hacen hincapié en que «es un minuto para honrar a Cristina y respetar a la familia, no es una manifestación, es una muestra de unión«.

El pasado fin de semana agentes de la Policía Nacional hallaron el cuerpo sin vida de la mujer en una vivienda de la calle Conde de Altea, en el barrio de l’Eixample de València, y detuvieron a su pareja sentimental, un hombre de 35 años de edad.

El juzgado de guardia de Violencia sobre la Mujer de Valencia se hizo cargo de la instrucción del caso, y según fuentes policiales no había constancia de denuncias previas por malos tratos.

La joven, Cristina, de 30 años e hija de un empresario de la comunicación fallecido en 2012 en un accidente de tráfico, trabajaba en la empresa Ad Infinitum, dedicada a la adquisición, explotación y enajenación de fincas rústicas y urbanas, así como a la adquisición y venta de titulares de valores de renta fija y variable. La joven contaba con un currículum brillante, hablaba tres idiomas y era una mujer de éxito profesional.

Continuar leyendo