Síguenos

Sucesos

Recuperan el cadáver de uno de los dos desaparecidos en el puerto de Castelló

Publicado

en

Castelló, 29 may (EFE).- Los servicios de rescate conjunto de Salvamento Marítimo y el equipo de actividades subacuáticas de la Guardia Civil han recuperado esta tarde el cadáver de una de las dos personas desaparecidas tras el vuelco del buque «Nazmuye Ana» en el puerto de Castelló.

Así lo ha informado en su cuenta de Twitter la autoridad portuaria de Castelló, PortCastelló, quien ha concretado que «se desconoce la identidad» del cuerpo recuperado, mientras que «continúan las labores de búsqueda» de la segunda persona desaparecida.

Al operativo establecido desde el momento del accidente, acontecido ayer, se habían sumado en las últimas horas un robot submarino de la Universitat Jaume I de Castellón y otro de Salvamento Marítimo enviado desde La Coruña, que trataban de localizar a dos desaparecidos: un trabajador de la estiba de 36 años y nacionalidad española y un tripulante de la embarcación de 22 años y nacionalidad india.

El buque siniestrado en la noche del viernes, de bandera panameña y 79 metros de eslora, venía de Barcelona y, tras descargar en Castellón, iba destino a Argelia con carga de mercancía general en convencional y en 20 contenedores -no peligrosa- y su tripulación está integrada por nueve personas de nacionalidades diversas, entre ellas egipcia, india o turca.

Se trabaja de forma intensiva en diferentes zonas de búsqueda, en un área lo más amplia posible, a partir de la información que han recabado de testigos y trabajadores de la estiba y del buque.

Según el presidente del puerto, Rafael Simó, se está buscando en el buque y en los alrededores del barco, en aquellas zonas donde se considera que existen más probabilidades de encontrar algo.

Sobre las causas que provocaron el vuelco del buque, ha señalado que serán las autoridades competentes las que determinen esas causas, y ha añadido que ahora los trabajos se centran en encontrar a los trabajadores.

El dispositivo de búsqueda está integrado por 150 personas de Capitanía Marítima, Salvamento Marítimo, Guardia Civil, Policía Nacional, Consorcio de Bomberos y servicios municipal de bomberos, Bucemar, Cruz Roja, Autoridad Portuaria y Policía Portuaria, servicios sanitarios, remolcadores, la ong Stella Maris para dar apoyo a los tripulantes y se ha activado el equipo de respuesta inmediata de Emergencias (ERIE) de psicólogos de la CruzRojapara atender a los familiares de los dos desaparecidos.

EFE / Domenech Castelló.

En el momento del accidente, a las 20:30 horas de este viernes, se pusieron en marcha todos los protocolos que hay en zona portuaria, en concreto el Plan de Autoprotección del puerto y el Plan Interior Marítimo, este último con carácter preventivo por si se hubiera producido vertido de fuel, algo que no ha ocurrido.

En el accidente tres personas resultaron heridas, y una de ellas, un varón de 46 años y nacionalidad española, permanece ingresada en la UCI del Hospital General de Castelló con pronóstico reservado y estable.

El puerto de Castellón está cerrado al tráfico marítimo y «la única prioridad» ahora es destinar todos los esfuerzos a la búsqueda de las dos personas desaparecidas.

El buque llevaba varios meses trabajando con el puerto de Castellón, y Simó ha señalado que un accidente de estas características es inusual.

Advertisement
Click para comentar

Tienes que estar registrado para comentar Acceder

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Sucesos

Detenido en Russafa por golpear a su hija de 8 meses, que tuvo que ser hospitalizada

Publicado

en

Valencia, 30 jul (EFE).- Agentes de la Policía Nacional han detenido en València a un hombre de 34 años como presunto autor de un delito de malos tratos en el ámbito familiar, acusado de agredir a su hija de 8 meses, que tuvo que ser hospitalizada a causa de las heridas.

Según han informado este viernes fuentes del cuerpo policial, los hechos ocurrieron en el distrito valenciano de Russafa, adonde los agentes se trasladaron tras recibir una llamada en la que se alertaba de una discusión de pareja.

Al llegar, la patrulla se encontró a un hombre sin camiseta, en actitud agresiva y sangrando por una mano, y a su pareja, que le estaba recriminando que había pegado a la hija de ocho meses que tienen en común mientras ella estaba trabajando el día anterior, extremo que él confirmó.

Al parecer, la mujer recibió una llamada de sus suegros mientras se encontraba en su puesto de trabajo el día anterior para informarle de que la niña estaba con ellos, ya que su hijo estaba muy nervioso porque se le había caído la bebé.

Cuando la mujer fue a recoger a su hija, observó que tenía varios hematomas en la cara, pecho y nalgas, por lo que la trasladó al hospital, donde quedó ingresada durante un día.

Los agentes se pusieron en contacto con el hospital, que verificó los hechos y manifestó que ya habían dado parte al Juzgado de Guardia de las lesiones que presentaba la menor, por lo que la patrulla detuvo al hombre, que no tiene antecedentes policiales, como presunto autor de un delito de malos tratos en el ámbito familiar.

Continuar leyendo