Síguenos

Salud y Bienestar

Comidas navideñas durante el embarazo: alimentos permitidos y prohibidos

Publicado

en

comidas navideñas embarazo

La celebración de la Navidad está estrechamente relacionada con las reuniones familiares que conllevan un sinfín de comidas copiosas. Es habitual que, llegado este momento, las mujeres embarazadas tengan dudas sobre qué pueden y qué no deben comer en su estado. La primera recomendación de Paloma Ramos, nutricionista de IVI, es “no cambiar demasiado la dieta y, sobretodo, no perder de vista la máxima de no comer por dos”. La especialista nos da la claves para disfrutar de las comidas navideñas durante el embarazo.

Comidas navideñas durante el embarazo

Cualquier alimento crudo forma parte de la lista de los prohibidos:

Dentro de este grupo se encuentran moluscos, crustáceos, el foie, los pescados ahumados o en salazón. El sushi solo se puede consumir si ha sido congelado previamente a -20ºC durante 24-48 horas. La carne, cuanto más hecha, mejor.

Es importante evitar los quesos sin pasteurizar, blancos o azules, por el riesgo de contener listeria, mientras que los embutidos y fiambres no cocidos podrían ser portadores de toxoplasmosis, por lo que también es recomendable evitar su ingesta.

Hay estudios recientes que afirman que el jamón curado durante más de 20 meses elimina la toxoplasmosis en caso de haberla, “pero mejor no arriesgarse”, aconseja la nutricionista.

Alimentos permitidos:

En cambio, sí se puede tomar carnes, pescados y huevos siempre que estén bien cocinados. “Son excelentes para el desarrollo del embrión”, indica Paloma Ramos. A las embarazadas vegetarianas se les recomienda, en la medida de lo posible, la ingesta de carne roja durante el embarazo, ya que bajan mucho los niveles de hierro (teniendo incluso que ser suplementados con pastillas). Para una mejor absorción del hierro, tanto en forma de alimentos como en forma de pastillas, se recomienda evitar tomar lácteos 1 hora antes y 1 hora después, siendo mejor tomarlo siempre acompañado de vitamina C (naranja, limón, pimiento…).

Están también recomendados el aceite de oliva, quesos curados, y todos los alimentos que contengan ácido fólico como el brócoli, los espárragos, las legumbres y las avellanas.

La nutricionista de IVI recuerda que no son aconsejables las bebidas estimulantes y el hígado por su alto contenido en vitamina A, que puede afectar al desarrollo del feto en las primeras semanas. Tampoco se ha de abusar del lucio, pez espada y atún rojo (por su alto contenido en mercurio y metales pesados). Por el contario, sí se pueden tomar pescados blancos y salmón.

Ensaladas y bebidas

Alta precaución con las ensaladas o verduras crudas que deben estar bien lavadas. “Hay más riesgo de toxoplasmosis por frutas y verduras mal lavadas que por el jamón”, apunta Paloma Ramos, quien añade que “es recomendable no comer ensaladas fuera de casa, ya que desconoces cómo han sido manipuladas. Y en casa, lavarlas mucho, incluso las que van ya en una bolsita”.

Respecto al consumo de alcohol, éste “debe ser cero”, afirma con contundencia la nutricionista. A modo de excepción, se permite tomar cerveza 0,0 (la “sin” no, ya que lleva algo de alcohol), por su aporte de vitaminas, antioxidantes y minerales. En este sentido, hay que valorar las aportaciones de vitaminas y minerales que también se encuentran en los dulces como el turrón, de los que no conviene “abusar”.

En definitiva, se trata de disfrutar de las fiestas navideñas y hacer frente a las comidas de estas fechas manteniendo las pautas de alimentación marcadas por el especialista siguiendo estos sencillos consejos, pero aprovechando “la excepcionalidad de los platos tradicionales navideños”, concluye Paloma Ramos.

Advertisement
Click para comentar

Tienes que estar registrado para comentar Acceder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Salud y Bienestar

Alimentación para la artrosis: qué comer y qué no

Publicado

en

Alimentación para la artrosis
PEXELS

La alimentación para la artrosis es clave para su evolución. Hablamos de una enfermedad degenerativa que consiste en el desgaste del cartílago articular y que puede ser progresivo. Puede afectar a cualquier articulación, pero las más frecuentes son las de columna cervical, lumbar, rodilla, cadera y manos, siendo la de la columna lumbar la más prevalente en España, según las estadísticas que aparecen en el estudio de la Sociedad Española de Reumatología.

Al envejecer, las posibilidades de padecerla aumentan porque la masa ósea desciende, siendo más frecuente en las mujeres a partir de los 55 años. Y aunque en la actualidad no existe una cura para dicha enfermedad, existen determinadas acciones para prevenirla o retrasar su evolución.

Realizar ejercicio de manera regular y llevar una alimentación para la artrosis son clave para conseguirlo. Te contamos qué alimentos son recomendados para prevenir su aparición y cuáles están prohibidos al padecer artrosis.

Alimentos saludables para combatir la artrosis

La alimentación es esencial para prevenir la artrosis, por lo que es fundamental que sigas un plan de alimentación equilibrado para asegurar al organismo los nutrientes necesarios para los huesos. Los alimentos tienen que poseer propiedades antiinflamatorias.

  • Alimentos ricos en antioxidantes. El consumo de alimentos que contienen antioxidantes, así como vitamina A, C y E es beneficioso, puesto que combaten con otros agentes que circulan por el organismo y son capaces de desgastar el cartílago. Las calabazas, boniatos, frutas cítricas, kiwis, pimientos rojos destacan por su vitamina C. Los frutos secos y semillas por su alto contenido en vitamina E.
  • Alimentos ricos en omega-3. Los alimentos de origen animal como los pescados grasos como el salmón, la caballa o las sardinas, así como los de origen vegetal como las nueces y las semillas de chía, son la principal fuente de omega-3 de la dieta. Tiene propiedades antiinflamatorias y es bueno incluirlos regularmente en la alimentación.
  • Aceite de oliva virgen extra. Un alimento de los más beneficiosos gracias a su alto contenido en ácidos grasos monoinsaturados y fenólicos, ya que consigue reducir el dolor por sus propiedades antiinflamatorias.
  • Brócoli. Este alimento contiene un compuesto conocido como sulforafano, es rico en vitaminas K y C, por lo que, al igual que el calcio, es capaz de fortalecer los huesos.

Alimentos prohibidos cuando se tiene artrosis

La alimentación no puede curar la artrosis, pero sí puede hacer que la enfermedad sea más llevadera y evitar que avance de forma rápida.

Es recomendable evitar alimentos proinflamatorios cuándo se padece artrosis, como carnes rojas, embutidos, fiambres y azúcares presentes en dulces. Además, el consumo excesivo de alcohol tampoco es aconsejado, ya que produce un aumento del ácido úrico en el organismo, lo que agrava los problemas articulares.

Fuente: CATALANA OCCIDENTE

Continuar leyendo