Alertan de las quemaduras que producen en niños unas masas para jugar en casa

La pasión de los niños por las masas tipo el blandiblú o la plastilina es algo más que conocido. En los últimos meses, a través de las redes sociales se ha propagado la receta de una especie de masa casera que ha generado preocupaciones de seguridad sobre el uso del producto de limpieza bórax producto.

Este producto, también conocido como borato de sodio tiene muchos usos domésticos, pudiendo encontrarse en el insecticida, quitamanchas y desodorante. Además, también es un ingrediente fundamental para crear de manera casera una masa que los niños están usando para jugar y que se compone de agua, pegamento y colorante de alimentos.

Aunque se trata de una mezcla muy antigua, últimamente este juego esta resurgiendo gracias a la expansión de la receta en las redes sociales y el aumento de búsquedas en Google. Es más, su auge se puede comprobar con el crecimiento de las ventas en Estados Unidos del pegamento que se utiliza para crear la especie de pasta.

Varios menores ya han sufrido los afectos adversos de este invento casero. Una niña de 11 años, en Massachusetts, sufrió que maduras de segundo y tercer grado en las manos que los médicos atribuyeron a la exposición prolongada a bórax.

El pasado mes de febrero, una mujer de Manchester publicó en Facebook fotos de quemaduras químicas en las manos de su hija para advertir del peligro a otros padres. Según explica en el post, la niña estuvo jugando con la mezcla que hicieron con la receta que encontraron en YouTube y después de tres semanas se tenía que someter a cirugía en las manos.

El bórax puede tener efectos nocivos sobre la salud a corto y largo plazo, que comienzan con la irritación de la piel y los ojos. A largo plazo, puede interrumpir hormonas y dañar el sistema reproductor masculino, y está ligado a un mayor riesgo de disminución en el recuento de espermatozoides y la libido.