FALLAS| Vecinos y falleros se reúnen para fomentar el diálogo y eliminar cualquier discrepancia

Vecinos y falleros quieren entenderse y eliminar cualquier conflicto que pueda surgir. Así lo han entendido tanto en la Federación de Vecinos de Valencia com en  la Interagrupación de Fallas, que han mantenido un primer contacto para confirmar las buenas relaciones entre ambas entidades y entablar un diálogo permanente para evitar cualquier discrepancia que se pueda producir. En el fondo, la encuesta l colectivo fallero en la que se sitúa a los vecinos como el principal problema de las fallas, como lo reconocía un 47% de los . A la reunión sus dos máximos representantes, la presidenta de la Federación de Vecinos, María José Broseta, y el presidente de la Interagrupación de Fallas, Jesús Hernández,

Así, ambas entidades han insistido en sus “buenas relaciones”, y han anunciado que “potenciarán acciones conjuntas y llaman al diálogo para solucionar cualquier discrepancia”, dice el comunicado conjunto que han realizado ambos colectivos, quienes anuncian que  “harán un calendario de reuniones y actividades bajo el lema ‘Vecinos + falleros = Fallas. Tots som patrimoni”

Más diálogo; menos conflictos
Broseta ha comentado que en última instancia debería ser el Ayuntamiento el encargado de mediar ante cualquier conflicto, si no se llega a un acuerdo. Por este motivo, tanto la Federación como la Interagrupación han llamado a potenciar el diálogo y a llegar a acuerdos de mínimos ante cualquier posible conflicto, puesto que dentro del movimiento que generan las Fallas, ambos colectivos coinciden en que cuantas menos molestias se causen, mucho mejor. Ambas entidades, han manifestado su compromiso de potenciar actos, reuniones e iniciativas conjuntas desde septiembre hasta Fallas para visibilizar la colaboración existente entre los colectivos con el objetivo de que se pueda proyectar al resto de fallas y asociaciones de vecinos.

Al respecto, tanto Broseta como Hernández han asegurado que “las relaciones son muy buenas y necesarias en la mayoría de comisiones falleras entre vecinos falleros y no falleros y en la mayoría de ellas no hay problemas, incluso en muchas fallas se hacen actividades para fomentar la participación del vecindario”. En este sentido, Broseta ha comentado que en cualquier caso debe prevalecer el sentido común y el diálogo para lograr un entendimiento y para alcanzar un consenso ante cualquier posible conflicto. En esa línea, la Interagrupación ha afirmado que “para los falleros los vecinos jamás serán un problema”.

Broseta ha trasladado a Hernández el completo apoyo de la entidad vecinal a la fiesta fallera por su importancia para la dinamización económico y social de València, pero ha comentado algunos aspectos generales que para la Federación son importantes y en los que siempre pone el acento, todos ellos relacionados con la seguridad.

Entre ellos, ha destacado la necesidad de que se garanticen las vías de evacuación en caso de emergencia y que se señalicen de forma clara para facilitar la labor de los servicios de urgencias, una labor que debe ser competencia del Ayuntamiento. Además, ha hecho hincapié en que queden despejados los aledaños de los centros de salud, puesto que, aunque no es algo generalizado, otros años se ha dado algún caso en el que los espacios destinados a las paradas de las ambulancias se han visto ocupados por instalaciones relacionadas con las fallas. Y por último, ha considerado imprescindible que todos los vecinos tengan garantizado el acceso a sus viviendas y a sus garajes.

Todos estos aspectos se exigirán para que se incluyan en el bando de las próximas Fallas, en el que por primera vez participará la Federación de Vecinos, un hecho que Broseta ha considerado muy positivo de cara a una mejor convivencia entre todos los colectivos de la ciudad.